Salud

Cómo se combinan la adenomiosis y el embarazo: ¿cuáles son las posibilidades de concepción y retroalimentación de las mujeres?

Pin
Send
Share
Send
Send


La proliferación patológica de tejidos en los órganos reproductivos es un fenómeno común que ocurre en casi el 30% de todos los pacientes. Al mismo tiempo, casi todos estos procesos pueden tener un impacto negativo en la probabilidad de la aparición y el éxito del embarazo. Cómo se describen la adenomiosis y el embarazo, si pueden ocurrir juntos, etc., en este artículo.

Embarazo con diagnostico

La adenomiosis es un proceso de proliferación patológica de los tejidos endometriales cuando sus células se dividen de manera excesivamente activa. Y es precisamente al endometrio al que se une el embrión al inicio de la concepción. Por lo tanto, está claro por qué esta enfermedad afecta la probabilidad de embarazo y maternidad.

Es posible?

El embarazo con adenomiosis del útero es posible, pero la probabilidad de que ocurra es bastante baja. Disminuye en función del grado de desarrollo de la enfermedad, y cuando permanece casi sin cambios en la primera y segunda etapa, incluso la infertilidad se puede diagnosticar en la tercera y la cuarta debido a las grandes áreas de las lesiones. Sin embargo, el diagnóstico de infertilidad se realiza con bastante frecuencia: solo el 30-40% de los casos.

Sin embargo, mucho depende de la edad del paciente. Los doctores identificaron el siguiente patrón:

  • La adenomiosis y el embarazo después de 40 años casi nunca ocurren juntos. A esta edad, la probabilidad de concepción es la más baja. Es menos del 50%
  • Cuanto más joven es el paciente, mayor es la probabilidad de concepción con tal diagnóstico,
  • Después de 35 años de embarazo, este diagnóstico casi nunca ocurre sin la terapia hormonal o el tratamiento adecuado,
  • En adolescentes con esta patología, la probabilidad de concepción también es muy baja.

¿Puedo quedar embarazada con adenomiosis uterina? En la mayoría de los casos, es más o menos probable que tenga éxito. Sin embargo, la razón por la cual no vale la pena hacerlo se discutirá a continuación.

Las consecuencias del aborto involuntario y el aborto.

La adenomiosis se desarrolla como resultado del desequilibrio hormonal. El embarazo es el estrés hormonal más fuerte para el cuerpo y su interrupción, independientemente de las razones que lo causaron, es aún mayor. Por lo tanto, si la concepción ocurrió con este diagnóstico, el niño debe ser salvado. El aborto espontáneo o aborto en este caso llevará a la recaída más fuerte de la enfermedad o acelerará su desarrollo como resultado de un salto hormonal.

Al mismo tiempo, es importante recordar que con este diagnóstico, es extremadamente difícil mantener un embarazo, ya que a su vez aumenta significativamente la probabilidad de interrupción espontánea.

Consecuencias de la enfermedad para el embarazo.

La adenomiosis del útero y el embarazo no encajan bien juntos debido a que se reduce la probabilidad de concepción. E incluso si ha llegado, el riesgo de aborto espontáneo y el desarrollo de diversas patologías que son peligrosas tanto para el feto como para la futura madre son muy altos durante todo el embarazo. Aún más complicado por el hecho de que con este diagnóstico es extremadamente importante llevar al niño, ya que tanto el aborto como el aborto espontáneo empeorarán significativamente la condición de la mujer, como se mencionó anteriormente.

¿Por qué no debes quedar embarazada con este diagnóstico?

  1. Una alta probabilidad de aborto fallido está presente en todos los términos de la gestación,
  2. En el primer y segundo trimestres hay una alta probabilidad de aborto involuntario,
  3. El suministro de sangre a la placenta está deteriorado.
  4. Más a menudo hay placenta anormal previa,
  5. A veces un niño es diagnosticado con falta de oxígeno,
  6. Tal diagnóstico es una posible indicación de cesárea, ya que el parto vaginal puede causar lesión cervical.
  7. Puede ser significativo y difícil detener el sangrado después del parto,
  8. Mantiene constantemente fuerte la hipertonicidad del útero.

Por todas estas razones, el embarazo en este período es extremadamente indeseable. Además, con este diagnóstico, el cuerpo no necesita cambios hormonales y fluctuaciones adicionales. Pero si se produjo la fertilización, los médicos recetan una terapia para preservar al feto y completar con éxito el embarazo.

Embarazo después del tratamiento

Una enfermedad curada no afecta negativamente la probabilidad de embarazo. Si el tratamiento se llevó a cabo correctamente, la infección no se unió y el proceso de adhesión no se desarrolló, entonces la concepción posterior ocurrirá con la misma probabilidad que si la enfermedad no hubiera estado en la historia.

  • Las mujeres en edad reproductiva más joven y media se embarazan rápidamente y sin ningún problema,
  • Las mujeres mayores en edad reproductiva también pueden tener hijos, pero a veces necesitan terapia preparatoria,
  • Las mujeres mayores de 40-45 años necesitan terapia preparatoria y de apoyo para garantizar que la concepción y la gestación se realicen de manera segura.

En cualquier caso, cuando se planifica un niño después de una enfermedad de este tipo, es necesario consultar a un médico para una consulta.

¿Cómo quedar embarazada con adenomiosis? No es necesario hacer esto, ya que un embarazo de este tipo, sin una terapia de apoyo adicional, rara vez termina de forma segura. Los peligros que pueden existir en este caso se describen a continuación. Por lo tanto, primero debe curar la enfermedad en sí. ¿Cómo hacerlo?

La terapia se realiza por métodos médicos o quirúrgicos. Durante la intervención quirúrgica, la cauterización de los centros de crecimiento tisular se lleva a cabo utilizando una corriente, nitrógeno o láser utilizando un laparoscopio. Otro tipo de cirugía se usa solo con fuertes grados de desarrollo de la enfermedad y solo en mujeres que han dado a luz previamente. Este es un legrado del endometrio.

La terapia con medicamentos para esta enfermedad se lleva a cabo con medicamentos hormonales, ya que es hormonal-dependiente. Medicamentos de progesterona prescritos, principalmente, como Vizanna, Duphaston, usados ​​en un esquema individual. Algunas veces se recetan anticonceptivos orales combinados, una tableta por día durante tres a seis meses.

Otra opción es la terapia con agonistas de la hormona liberadora de gonadotropina. Esto significa Zoladex, Buserelin. Se prescriben en píldoras diarias o una inyección por mes hasta por seis meses.

Terapia para salvar el embarazo.

En la mayoría de los casos, las mujeres con adenomiosis tienen una deficiencia significativa de progesterona. Esta es una de las hormonas sexuales femeninas que, entre otras cosas, afecta la contractilidad del útero, incrementándola. Es la alta capacidad contráctil del útero que conduce a la formación de hipertonía, lo que resulta en una alta probabilidad de aborto involuntario.

El objetivo principal de esta terapia de mantenimiento es preservar el embarazo y reducir la probabilidad de aborto involuntario. Para esto, solo es necesario bajar la hipertonía del útero. Esto se hace aumentando el contenido de progesterona en la sangre. Para esto, a los pacientes se les prescriben medicamentos:

  • Urozhestan se toma de 200 a 100 mg por día, mientras que se recomienda dividir la dosis diaria en dos dosis y tomar el medicamento por la mañana y por la noche.
  • Duphaston se toma de 2 a 3 veces al día, con una dosis única de 5-10 mg y 20-30 mg al día. Es necesario aceptar según un esquema individual,
  • Vizanna - medicamento de progestágeno, se toma una tableta por día.

Dependiendo de la duración del embarazo, la dosis del medicamento puede ser ajustada por el médico, por lo que el médico debe prescribir estrictamente dicho medicamento. La automedicación en este caso es inaceptable, ya que puede amenazar tanto a la madre como al niño.

Esencia de la patología

Las causas de esta enfermedad pueden ser trastornos hormonales, predisposición genética o lesiones del útero causadas por operaciones o abortos.

En la mayoría de los casos, la adenomiosis no se manifiesta y se detecta solo cuando la examina un ginecólogo o después de la ecografía.

A veces, la patología se manifiesta por dolores en la parte inferior del abdomen antes de la menstruación y durante el coito, así como por secreciones excesivamente abundantes durante la menstruación.

Lea sobre otros síntomas de adenomiosis aquí.

Esta enfermedad puede afectar no solo al área genital, sino también a otros órganos cercanos..

Desafortunadamente, la adenomiosis es la causa más común de infertilidad femenina.

¿Es posible quedar embarazada?

La enfermedad ovárica poliquística es una enfermedad en la que la ovulación no se produce debido a la presencia de múltiples quistes foliculares en cada ovario que no maduran al nivel de los dominantes.

Una de las supuestas causas de esta enfermedad se considera un trastorno hormonal en el cuerpo, es decir, un aumento del nivel de la hormona masculina en el cuerpo femenino..

Además, la predisposición hereditaria también puede afectar el desarrollo del poliquismo. Esta enfermedad es uno de los primeros lugares entre las causas de infertilidad en mujeres en edad fértil.

Los ovarios poliquísticos son tratados de varias maneras.

Si el paciente no planea el próximo embarazo, el tratamiento debe iniciarse con anticonceptivos orales, cuya acción estará dirigida a reducir el contenido de hormonas masculinas (andrógenos, progesterona) en el cuerpo de la mujer.

El resultado de un tratamiento eficaz puede ser la normalización del ciclo menstrual, el inicio de la ovulación y, posteriormente, el embarazo tan esperado.

Si este método de tratamiento no tuvo éxito, entonces será necesaria la intervención quirúrgica.. Es necesario resecar los ovarios, lo que se puede hacer de forma abierta o laparoscópica.

Después de esta operación, la probabilidad de embarazo aumenta a 65%..

Sin embargo, si se producen resultados negativos dentro de los 6 meses posteriores a la cirugía, se debe realizar un examen para identificar otras causas de infertilidad.

¿Es peligrosa la concepción?

Más del 70% de las mujeres con adenomiosis no pueden quedar embarazadas..

Esto se ve obstaculizado por muchas razones, por ejemplo, una de ellas: la presencia de células extrañas en el útero hace que se contraiga con más frecuencia, rechazando así el embrión.

Además, se reduce la permeabilidad de las trompas de Falopio, lo que impide la fertilización del óvulo.

Incluso si esto sucede, el embarazo no puede proceder normalmente y sin complicaciones. Dicho diagnóstico durante el embarazo implica visitas periódicas a la clínica prenatal y un control constante por parte del médico tratante.

Es necesario controlar el estado del útero, la placenta y el feto en diferentes momentos..

En las primeras etapas del embarazo, es necesario controlar el desarrollo de la placenta, que es responsable del metabolismo y controla muchos procesos.

Al mismo tiempo, el apoyo hormonal y la observación cercana de la placenta son importantes para las mujeres.. En el segundo trimestre, puede experimentar dolor, que también necesita ser monitoreado y monitoreado.

Además, a menudo diagnostican una presentación inadecuada del feto, por lo tanto, en la mayoría de los casos, se prescribe una cesárea para el parto.

¿Cómo afecta el curso del embarazo?

Con elemental y simple formas de adenomiosis, el embarazo se produce sin problemas y, a veces, una mujer puede incluso no ser consciente de la presencia de la enfermedad.

Pero con las formas más graves de patología, hay una serie de factores que impiden el embarazo.

Uno de los principales problemas en la concepción puede ser una violación del ciclo en una mujer.

La menstruación irregular dificulta la determinación de la fecha de la ovulación. Por lo tanto, en estos casos, las mujeres se ven obligadas a recurrir a pruebas especiales o indicadores de temperatura.

También hay un obstáculo, como las adherencias que evitan que el esperma penetre a través de los tubos..

Para eliminar este problema, puede realizar una operación especial para eliminar las adherencias en el útero.

Sin embargo, esta operación no da un resultado a largo plazo, por lo tanto, es necesario actuar de inmediato; la enfermedad puede reanudarse en cualquier momento.

Como se mencionó anteriormente, la terapia hormonal es muy eficaz para mantener el embarazo. Sin embargo, en casos más graves, es posible aumentar el tono del útero, lo que puede provocar un aborto espontáneo.

Para prevenir tales complicaciones, debe consultar con su médico con anticipación y planificar el embarazo..

El médico le ayudará a prescribir el tratamiento adecuado con anticipación, que será la preparación del útero para el embarazo y el curso sin problemas del embarazo.

Debe recordarse que en las formas más leves de patología, la adenomiosis no es una contraindicación ni un obstáculo para el embarazo..

Con la concepción exitosa, el embarazo y el parto, la adenomiosis puede incluso retroceder. Lo más importante: tiempo para diagnosticar la enfermedad y comenzar el tratamiento.

A veces después del nacimiento, la adenomiosis puede desaparecer por completo..

Esto se explica por el hecho de que el embarazo es un tipo de menopausia, durante la cual las células endometriales dejan de crecer, lo que significa que una mujer puede deshacerse de la patología.

FIV con la enfermedad

En la mayoría de los casos, el examen de mujeres que padecen infertilidad diagnosticó la enfermedad de adenomiosis.

Más a menudo, la enfermedad no es la única causa de infertilidad, pero la probabilidad de un embarazo exitoso se reduce.

Los médicos pueden recomendar la FIV - fertilización in vitro. Pero para el éxito de este procedimiento, es necesario realizar un tratamiento adecuado y poner el cuerpo en orden.

La FIV se suele recomendar en los casos en que otros tratamientos y la fertilización se han vuelto inútiles.

Un resultado positivo de FIV para esta patología es del 40-60%. Este indicador es muy alto, así que no se desespere, pero continúe tratando de concebir un hijo y un tratamiento.

Las indicaciones de la FIV para la adenomiosis incluyen las siguientes::

  • falta de resultados de todos los tratamientos anteriores,
  • adherencias en el área pélvica, que pueden ser muy peligrosas para otros órganos,
  • falta de ovulación, que se asocia con trastornos hormonales y un mayor contenido de prolactina,
  • trastornos de la inmunidad, que pueden llevar a la muerte de los espermatozoides y la imposibilidad de unir el embrión a la pared del útero.

Para un procedimiento de FIV exitoso, una mujer necesita preparar su cuerpo y someterse a un tratamiento apropiado..

Con la ayuda del tratamiento, necesita restaurar las hormonas y aumentar la permeabilidad de las trompas de Falopio.

La FIV se puede prescribir solo después de pasar la terapia hormonal.

Medidas de diagnostico

Uno de los métodos más efectivos para detectar la adenomiosis es el ultrasonido..

Para un diagnóstico más preciso, debe ser examinado por un ginecólogo.

Por lo general, este procedimiento consiste en el examen de los órganos genitales con la ayuda de espejos, la toma de frotis y también el examen del cuello uterino con la ayuda de dispositivos de aumento especiales.

Además, debe pasar una serie de pruebas que pueden ser necesarias para una posible intervención quirúrgica.

Metodos de tratamiento

Si desea quedar embarazada, para este propósito es mejor tener un examen con un especialista.

Si encuentra una patología con la concepción del niño debe retrasarse.

El curso de la enfermedad es impredecible, y un posible embarazo puede llevar a varias consecuencias desagradables..

Después de completar el tratamiento, vale la pena esperar varios meses y luego proceder a la concepción. La enfermedad puede retroceder, y puede manifestarse con una nueva fuerza.

Al mismo tiempo, es posible prescribir una terapia hormonal o un tratamiento farmacológico contra la inflamación..

La mayor amenaza de interrupción del embarazo puede ocurrir en el primer trimestre, el resto del embarazo depende del éxito del período.

¿Puede haber infertilidad?

Por lo general, la causa de la infertilidad puede no ser la enfermedad en sí misma, pero las patologías que se desarrollan en su suelo y juntas pueden llevar a la falta de hijos.

Es especialmente común en mujeres con patologías avanzadas, que deben tratarse de inmediato..

Una forma de resolver este problema es la cirugía, a través de la cual muchas mujeres pueden quedar embarazadas.

Descripción general de la patología.

La adenomiosis es una enfermedad de naturaleza benigna, que se caracteriza por la germinación de la capa interna del útero (endometrio) en el grosor de este órgano. Esta es una de las variedades de endometriosis.

En caso de adenomiosis, el endometrio penetra solo en la capa media del útero, sin involucrar a otros órganos en el proceso patológico cercano. Como resultado de los cambios que ocurren, el útero aumenta de tamaño, mientras que su funcionalidad se ve afectada.

La enfermedad es bastante común: se diagnostica en 8-45% de los casos. Tal avance en los indicadores se explica por el curso asintomático frecuente del proceso patológico. Una característica de la patología es su curso asintomático y una tendencia a recaer.

La mayoría de las otras adenomiosis son mujeres de 30 a 45 años, pero los primeros síntomas de tal desviación pueden ocurrir incluso en la adolescencia.

Esta enfermedad a menudo causa infertilidad en las mujeres. La adenomiosis y el embarazo suelen ser condiciones incompatibles. Тем не менее, иногда зачатие при таком диагнозе происходит, но в данном случае присутствует высокий риск самопроизвольного аборта.

Причины патологического процесса

La adenomiosis es una enfermedad cuyo mecanismo de desarrollo y factores de riesgo no están claramente definidos. La opinión más común es que este proceso patológico se desarrolla bajo la influencia de cambios hormonales asociados con trastornos del sistema hipotalámico-hipofisario-ovárico.

Las razones que pueden causar el desarrollo de adenomiosis son las siguientes:

  • Cirugía en el área del útero.
  • trastornos genéticos
  • pubertad temprana o tardía,
  • estreses
  • ejercicio pesado
  • Exposición prolongada y frecuente al sol o rayos ultravioleta, lo cual es especialmente importante para las mujeres menores de 30 años.
  • aborto antes
  • falta de vida sexual
  • enfermedades alérgicas
  • obesidad
  • tener malos hábitos
  • hipertensión
  • Una historia de parto difícil, cesárea,
  • patología tiroidea,
  • Uso prolongado de anticonceptivos orales.
  • estilo de vida sedentario
  • inmunidad reducida
  • hipotermia
  • debut sexual demasiado temprano
  • Efectos adversos sobre el organismo de factores ambientales.
  • enfermedades del tracto gastrointestinal,
  • El uso prolongado de espirales uterinos para proteger contra el embarazo no deseado.

Las enfermedades de naturaleza inflamatoria e infecciosa, que se extienden a los órganos del sistema reproductor, también pueden provocar el desarrollo de adenomiosis.

Los médicos indican que la adenomiosis es causada por un factor hormonal: la patología se desarrolla en mujeres en edad fértil y desaparece después del inicio de la menopausia, con la extinción de las funciones sexuales y la actividad hormonal del cuerpo.

Síntomas de la adenomiosis

La enfermedad durante mucho tiempo puede ser asintomática, por lo que generalmente se detecta en etapas avanzadas.

Los síntomas de la patología incluyen los siguientes:

  • violación del ciclo menstrual,
  • Menstruación larga, pesada y dolorosa, que dura 7 días o más,
  • hay coágulos en la sangre menstrual,
  • hemorragia uterina intermenstrual,
  • sangrado, que aparece unos días antes del inicio de la menstruación,
  • debilidad general
  • somnolencia
  • mareo
  • desmayos y desmayos
  • trastornos del sueño
  • dolor en la parte inferior del abdomen, que puede extenderse hasta el área de la entrepierna o ingle,
  • Dolor durante las relaciones sexuales, que se hace más pronunciado unos días antes del inicio de la menstruación.

En las mujeres embarazadas, la adenomiosis se manifiesta en el dolor en la parte inferior del abdomen, que se agrava con el esfuerzo físico, la liberación de sangre o líquido claro del tracto genital.

Si una mujer que sufre de adenomiosis, podría quedar embarazada, tiene un aborto habitual.

Los síntomas de la enfermedad dependen de la prevalencia del proceso patológico. Dependiendo de la profundidad de la penetración de las células del endometrio, se distinguen cuatro niveles de la enfermedad. Esto es

  1. El primer grado en que se afecta una capa submucosa del útero.
  2. El segundo En este caso, el proceso patológico no se extiende más de la mitad de la profundidad de la capa muscular del útero.
  3. Tercero La mayor parte de la capa muscular de un órgano sufre cambios patológicos.
  4. Cuarto Toda la capa muscular se ve afectada.

El primer grado de adenomiosis suele ser asintomático. En el segundo y tercer grado, puede presentarse un cuadro clínico leve. El cuarto grado de adenomiosis es la etapa en la que las manifestaciones de la patología se expresan con bastante claridad.

Peligro de adenomiosis durante el embarazo.

Durante el embarazo, la adenomiosis es especialmente peligrosa, ya que la patología generalmente se convierte en la causa del aborto espontáneo. Otras posibles complicaciones incluyen las siguientes:

  • parto prematuro
  • sangrado interno
  • desprendimiento de la placenta,
  • bajo peso y crecimiento fetal.

La adenomiosis de diversos grados afecta el embarazo de diferentes maneras. Las menos peligrosas son las primeras y segundas etapas, las más difíciles, la tercera y la cuarta.

La adenomiosis es más peligrosa en los primeros meses después del inicio del embarazo.

Metodos de diagnostico

La adenomiosis se detecta con la ayuda de tales medidas de diagnóstico:

  • historia tomando
  • examen ginecologico
  • examen ecográfico de los órganos pélvicos,
  • evaluación del nivel de hormonas individuales en la sangre (progesterona, estrógeno, luteinización),
  • laparoscopia

Cuando no se lleva a cabo el embarazo, medidas de diagnóstico como la radiografía o la histeroscopia.

De acuerdo con los resultados de las medidas de diagnóstico, el especialista evalúa la condición de la mujer y prescribe un curso de tratamiento.

Tratamiento de drogas

La terapia de la enfermedad está dirigida a inhibir la propagación de los focos patológicos, eliminando la amenaza de la interrupción del embarazo. La tarea de la terapia es eliminar el riesgo de aborto. Las drogas se usan sólo con receta médica.

En este caso, se recetan los siguientes medicamentos:

  • antiespasmódicos (antiespasmódicos),
  • sedantes (calma),
  • Medios para mejorar los procesos metabólicos (glicina).

Muy a menudo, las mujeres que sufren de adenomiosis, después de que cambien las hormonas del parto, que contribuye a la reducción de los focos patológicos. Si esto no sucede, después del parto, se prescribe un curso de terapia conservadora o cirugía.

Después de dar a luz, una mujer puede ser asignada:

  • Medicamentos hormonales del grupo de progestágeno (Utrozhestan, Farlutar, Vizanna). Estos medicamentos contribuyen a la creación de condiciones para la implantación de un óvulo fertilizado, evitando cambios en el endometrio.
  • Medicamentos hormonales androgénicos (danazol). El medicamento reduce los focos de adenomiosis, a medida que el endometrio se vuelve más delgado.
  • Anticonceptivos orales (Janine, Silhouette, Clayra, Yarin). El objetivo de estos fármacos es prevenir el riesgo de crecimiento patológico del tejido.
  • Remedios herbales de acción no hormonal (ciclodinona). Los medicamentos eliminan los desequilibrios hormonales, tienen efectos analgésicos y antiinflamatorios.
  • Medicamentos antiinflamatorios no esteroideos (Nimesil, Ketoprofen). Tales fármacos tienen un efecto analgésico, inhiben el proceso inflamatorio, hacen que el flujo menstrual sea menos abundante.
  • Fármacos inmunomoduladores (Wobenzym). Tales medicamentos no solo aumentan la inmunidad, sino que también reducen la gravedad de los efectos secundarios causados ​​por los medicamentos hormonales.

Remedios populares

También para el tratamiento de la adenomiosis después del parto se pueden utilizar medios de la medicina tradicional. Esto se puede hacer sólo después de consultar a un médico. Recetas de uso frecuente son las siguientes:

  • Caldo a base de milenrama. Para prepararlo, debe tomar una cucharada de materias primas picadas y verter 200 ml de agua hirviendo. La herramienta debe ser infundida durante una hora, se toma en la tercera parte del vaso tres veces al día. Este remedio a base de hierbas tiene efecto antiinflamatorio y bactericida, mejora la contracción uterina.
  • Decocción de la ortiga. Para prepararlo, debe tomar 2 cucharadas de hierbas frescas o secas, verter un vaso de agua hirviendo y dejar que el líquido se elabore durante 40 minutos. La cantidad resultante de fondos debe dividirse en varias porciones y consumirse durante el día.
  • Mezcla de hierbas. Incluye brotes de abedul y álamo, bayas de enebro, hojas de plátano, cálamo y tansy. Todos estos componentes deben mezclarse en partes iguales, luego tomar una cucharadita de la mezcla y verter 200 ml de agua hirviendo. La herramienta debe ser infundida durante una hora. Colar el líquido y tomar 3-4 ml de 50 ml al día.
  • Decocción del útero boro hierba seca. Debe tomar una cucharada del componente principal y verter 200 ml de agua hirviendo, dejar que se elabore durante 15 minutos. Tomar unas cucharadas del caldo resultante durante una hora antes de las comidas.
  • Compresas con arcilla azul. La arcilla debe diluirse con agua tibia para obtener una consistencia de crema espesa. La composición se calienta en un baño de agua, luego se aplica en la parte inferior del abdomen. Aplicar una capa de película de alimentos en la parte superior. Permanezca debajo de la manta durante 2 horas, luego lave los restos de la masa de arcilla con agua tibia.

Debe tenerse en cuenta que, en presencia de medicamentos para la lactancia (incluidos los preparados de forma independiente según las recetas populares), debe tomarse con cuidado y solo bajo supervisión médica. Esto se debe al hecho de que los ingredientes activos pueden penetrar en la leche materna.

Fisioterapia

Un método adicional de tratamiento para la adenomiosis en una mujer es la fisioterapia. Con esta enfermedad son eficaces:

  • terapia magnética
  • balneoterapia
  • tratamiento laser
  • masajes, incluyendo ventosas,
  • reflexología
  • irradiación ultravioleta.

El tratamiento de la adenomiosis durante el embarazo y después del parto debe realizarse bajo la supervisión de un médico.

Pronóstico y medidas preventivas.

Con el enfoque correcto para el tratamiento de la adenomiosis durante el embarazo tiene un pronóstico favorable.

Para prevenir el desarrollo del proceso patológico antes del embarazo, debe seguir estas reglas:

  • Visitar regularmente al ginecólogo: no solo cuando aparecen los síntomas característicos, sino también como profilaxis.
  • No maltraten los baños de sol y las excursiones al solárium.
  • evitar situaciones estresantes
  • bajar de peso
  • Elegir los métodos anticonceptivos adecuados para evitar los abortos,
  • observar el régimen de trabajo y descanso,
  • tomar anticonceptivos hormonales sólo después de consultar a un médico.

La adenomiosis durante el embarazo es un fenómeno raro, ya que la patología en sí misma elimina la probabilidad de concepción. Pero en algunos casos, el embarazo se produce incluso en estas condiciones. Para evitar el aborto espontáneo en este contexto, debe consultar inmediatamente a un médico y comenzar un tratamiento.

Adenomiosis y embarazo: características del curso, pronóstico y otras características + comentarios

El artículo está en la subsección Endometriosis (que forma parte de la sección Enfermedades)

La función reproductiva de una mujer depende de muchos factores. El embarazo puede ser una tarea desalentadora si la producción de una hormona se ve afectada en el cuerpo. Muy a menudo, en la actualidad, la patología endocrina se manifiesta en forma de endometriosis interna (uterina) - adenomiosis.

¿Qué es la adenomiosis?

La adenomiosis es una patología en la que existe una proliferación de la capa interna del útero más allá.

Las secciones de la membrana mucosa, que bajo la acción de las hormonas sexuales experimentan cambios cíclicos, comienzan a formarse en la capa muscular del órgano.

Como resultado, los focos de sangrado del endometrio se expanden en la pared uterina y se desarrolla un proceso inflamatorio crónico.

Los focos de dicha inflamación crónica afectan la función del útero como un órgano destinado a llevar a un niño. La capa muscular puede sufrir cambios significativos: adelgazamiento, reestructuración distrófica, que conduce a la alteración de la función contráctil del órgano. Si se produce un embarazo con la enfermedad, existe una alta probabilidad de amenazar con interrumpirla.

La adenomiosis es bastante común en mujeres diagnosticadas con infertilidad. La enfermedad es un indicador de una falla hormonal en el cuerpo de una mujer. Esta falla lleva a la infertilidad y problemas de maternidad.

Causas de la enfermedad.

De forma fiable, aún no se conocen las causas de la ubicación atípica de los sitios de la membrana mucosa. Sin embargo, está bien establecido que en pacientes con adenomiosis existen trastornos inmunes y hormonales.

Los prerrequisitos para el desarrollo de la patología son los siguientes factores:

  • predisposición genética
  • Parto complicado en la historia.
  • Aborto o raspado del útero por otras razones. En estos casos, es posible una inserción puramente mecánica de partes de la mucosa uterina en la capa muscular,
  • larga duración de dispositivos intrauterinos,
  • obesidad u otras enfermedades hormonales y metabólicas,
  • anticonceptivos orales no controlados,
  • El estrés y la dieta poco saludable que agravan los trastornos hormonales.

Manifestaciones de la patología en gestantes.

Antes del inicio de la fertilización, la adenomiosis se manifiesta por dolor durante la menstruación, menstruación copiosa y una descarga de adelgazamiento entre ellos, que puede confundirse con signos de inflamación. Sin embargo, ante la aparición del embarazo, el cuerpo experimenta una poderosa alteración hormonal.

La membrana mucosa del útero en el momento deja de sufrir cambios cíclicos: hay una regresión de la enfermedad. Dado que no hay lesiones hemorrágicas en el útero durante el embarazo, son, por decirlo así, conservadas, no revelan ninguna manifestación específica durante la gestación en la adenomiosis.

Un solo grupo de signos de patología puede estar asociado con una utilización insuficiente de la capa muscular del útero y con una deficiencia de progesterona.

La combinación de estos factores determina los síntomas del aborto amenazado:

  • Dolor abdominal bajo, peor al anochecer o después del ejercicio.
  • aumento del tono del útero, se vuelve "duro" al tacto,
  • Descarga patológica del tracto genital (manchas de sangre o agua líquida clara).

Compatibilidad de adenomiosis y embarazo.

Una mujer que sufre de adenomiosis es difícil quedar embarazada. Según las estadísticas, hasta el 80% de las pacientes con esta enfermedad no pueden quedar embarazadas durante mucho tiempo. La imposibilidad de la fertilización y la posterior implantación del embrión, así como la adenomiosis, se asocian con desequilibrios hormonales.

Si se ha producido la fertilización, el paciente está bajo la atención cuidadosa de los obstetras debido al alto riesgo de aborto. El riesgo mayor persiste hasta que se forma la placenta, la principal fuente de hormonas durante el embarazo. Por lo tanto, en las primeras etapas (en el primer trimestre), la terapia hormonal (por ejemplo, Duphaston) se prescribe a los pacientes con adenomiosis.

Después de 14 semanas, se reduce el riesgo de que el embarazo se detenga. Sin embargo, la mujer está bajo observación, ya que las paredes del útero afectadas por adenomiosis pierden su elasticidad. Con el crecimiento del feto, un estiramiento gradual de las paredes del útero puede ir acompañado de dolores en la parte inferior del abdomen.

Otra característica del embarazo en la adenomiosis es las adherencias y los nódulos en el útero (con adenomiosis nodular). En caso de un proceso de adherencias pronunciado, el feto en crecimiento puede experimentar dificultades y asumir una posición forzada.

La forma difusa de patología se caracteriza por cambios más o menos uniformes en la pared uterina. Con cambios distróficos pronunciados en la pared uterina durante el embarazo, la insuficiencia placentaria a menudo se desarrolla, lo que lleva a la hipoxia fetal y retrasa el desarrollo físico y mental.

La forma focal de la patología es peligrosa en los casos en que la placenta está adherida en el área del área afectada. Esto está plagado del desarrollo de una de las patologías más difíciles del embarazo: el desprendimiento de la placenta.

Diagnósticos

El diagnóstico de adenomiosis en una mujer embarazada se realiza sobre la base de:

  1. Encuesta El paciente suele quejarse de una menstruación dolorosa y prolongada antes del embarazo. Además de la descarga marrón-marrón claro, unos días antes del comienzo de la menstruación y de dos a cuatro días después del sangrado cíclico.
  2. La inspeccion Cuando el examen vaginal del útero se determina más grande de lo que es necesario para este período de embarazo. Cuando la forma focal se puede determinar la tuberosidad. La palpación del útero suele ser dolorosa o al menos incómoda.
  3. Examen de ultrasonido Se determina la discrepancia entre el tamaño del útero y la duración del embarazo, el aumento de la ecogenicidad o la rarefacción del tejido muscular en las lesiones localizadas.

La terapia de adenomiosis durante el embarazo está dirigida a resolver las siguientes tareas:

  1. Inhibición del crecimiento de focos de la membrana mucosa del útero. Los andrógenos o progestágenos se utilizan para esto. Medicamentos y dosis selecciona al médico tratante.
  2. Eliminar la amenaza de interrupción del embarazo. Para este curso se asigna:
    • antiespasmódicos (No-shpy, Papaverina, etc.),
    • sedantes
    • Agentes que mejoran los procesos metabólicos (por ejemplo, glicina).

Además de estas medidas, no se aplican otros métodos de tratamiento de la adenomiosis durante el embarazo, porque:

  1. Tomar medicamentos o procedimientos durante este período aumenta el riesgo de efectos adversos en el feto. En primer lugar, la regla principal de la medicina funciona: "no hacer daño". El tratamiento de la enfermedad se puede posponer para el período posparto.
  2. La amenaza de la interrupción del embarazo pasa a primer plano, se desarrolla en una proporción significativa de pacientes con este diagnóstico. Por lo tanto, la terapia con medicamentos está dirigida precisamente a la eliminación de este problema.

En algunos casos, después del nacimiento, el equilibrio hormonal puede cambiar y los focos de adenomiosis comenzarán a disminuir gradualmente de tamaño. Si esto no ocurre, el paciente recibe tratamiento conservador o quirúrgico después del nacimiento del niño.

Terapia posparto

El tratamiento conservador de la adenomiosis fuera del embarazo incluye:

  • Hormonas que imitan el estado de la menopausia. El curso de tratamiento oscila entre cuatro meses y un año.
  • medicamentos antiinflamatorios no esteroideos para el síndrome de dolor severo,
  • Decocciones y extractos de hierbas, así como otros métodos de la medicina tradicional. El médico que lo atiende puede prescribir hierbas en forma de duchas y para ingestión.

Las infusiones ayudarán a reducir el sangrado de los tejidos y aliviarán la inflamación en el miometrio:

  1. Bolso del pastor. Se vierte una cucharadita de hierba seca con un vaso de agua hirviendo, se infunde durante una hora y se toma una cucharada cuatro veces al día, media hora antes de las comidas.
  2. La ortiga Se vierten dos cucharadas de hierbas secas o frescas con un vaso de agua hirviendo y se infunden durante 40 minutos. La cantidad total de fondos debe dividirse en varias técnicas y consumirse en un día.
  3. Hojas de plátano. Una cucharada de hierbas secas o frescas se vierte con un vaso de agua hirviendo y se infunde durante dos horas. La infusión resultante se divide en cuatro partes, primero debe comer con el estómago vacío, el resto puede ser después de una comida, de manera uniforme durante todo el día.

Además de la terapia a base de hierbas, la inflamación en el músculo del útero se puede reducir mediante:

  1. Hirudoterapia. Las sanguijuelas se colocan en la parte inferior del abdomen bajo la supervisión de un médico. Las enzimas especiales que contienen estos animales tienen poderosas propiedades antiinflamatorias y regenerativas.
  2. Envolturas de arcilla azul. La aplicación de arcilla en el área de la ingle mejora la circulación sanguínea en la pelvis y, en combinación con otros métodos de tratamiento, acelera la regeneración del miometrio.

Si la terapia conservadora no ha llevado al efecto deseado, han surgido complicaciones, entonces recurra al tratamiento quirúrgico de la adenomiosis.

Las indicaciones para la cirugía son:

  1. Hemorragia uterina severa.
  2. La combinación de adenomiosis y fibromas de grandes tamaños.
  3. La combinación de adenomiosis con cambios atípicos en el endometrio o epitelio del canal cervical.

Prevención

Totalmente seguro de esta enfermedad es casi imposible. Las mujeres que tienen trastornos hormonales y metabólicos deben monitorear especialmente el estado de los órganos genitales internos y seguir reglas simples:

  1. Visite al ginecólogo al menos dos veces al año y hágase una ecografía de los órganos pélvicos.
  2. Si hubo problemas con la menstruación (se volvieron dolorosos, abundantes, se detectaron algunos días antes de la menstruación) es mejor no posponer la visita al ginecólogo.
  3. Para establecer el modo correcto del día y una dieta equilibrada, para deshacerse del exceso de peso.
  4. Reconsiderar la actitud ante sobrecargas nerviosas.
  5. No se permita una fatiga emocional excesiva, reciba periódicamente cursos de masaje relajante y procedimientos de fisioterapia destinados a fortalecer el sistema nervioso.

Revisiones de mujeres que han tenido la enfermedad.

Sofia

http://pregnant-club.ru/comment/reply/394/4385

Jyldyz

http://bezboleznej.ru/adenomioz

La adenomiosis puede no manifestarse. Los focos de localización atípica de la mucosa uterina pueden existir fácilmente antes de la menopausia y luego someterse a una regresión natural. Pero si los síntomas de la enfermedad se manifiestan en la edad reproductiva y de acuerdo con el plan, el embarazo y el parto, la patología debe tratarse con cuidado para evitar problemas posteriores.

Adenomiosis y embarazo: ¿es posible quedar embarazada con la enfermedad? / Mama66.ru

La adenomiosis o endometriosis interna es un proceso patológico que afecta al cuerpo del útero, con la extensión de la capa interna de la mucosa en el espesor de las paredes del órgano.

En este contexto, se está formando una imagen específica de la enfermedad con complicaciones concomitantes graves.

Por ejemplo, la adenomiosis y el embarazo a menudo se hacen mutuamente excluyentes porque la enfermedad generalmente conduce a la infertilidad.

Esta patología ginecológica ocupa el tercer lugar en el ranking de todas las enfermedades del tracto genital femenino. Como en la mayoría de los casos se encuentra en mujeres en edad fértil, merece una atención especial.

¿Cómo se manifiesta la adenomiosis?

Lo insidioso de esta enfermedad es que puede ocultarse durante mucho tiempo sin darse a conocer. En algunos casos, se detecta por casualidad, durante un examen de rutina por un ginecólogo.

Se sospecha que la presencia de adenomiosis puede estar en los siguientes signos clínicos:

Desafortunadamente, muchas mujeres consideran que los periodos dolorosos y abundantes son la norma, tomándola como una característica del organismo o atribuyéndole sus propias conjeturas. No tienen prisa por consultar a un médico, y la enfermedad está progresando lentamente en este momento.

Hay 4 etapas de la enfermedad:

  1. El endometrio no brota, sino dentro de las paredes uterinas, penetrando 1/3 de su espesor.
  2. El endometrio crece hasta la mitad del espesor de la pared uterina.
  3. El endometrio se extiende más de la mitad de la pared del órgano.
  4. El endometrio crece a través de todo el grosor de la pared uterina, y sale a la cavidad abdominal, con la consiguiente participación de los órganos internos en el proceso.

¿Quién es el más afectado por ella?

La mayoría de las veces, la enfermedad afecta a las mujeres en edad fértil, es decir, de 17 a 35 años. El grupo de riesgo consiste en pacientes que se han sometido a abortos inducidos y abortos espontáneos, cirugía en el útero.

Con menos frecuencia, la enfermedad se diagnostica en pacientes cuya actividad laboral está asociada con condiciones físicas graves y estrés.

Pero la adenomiosis se puede diagnosticar en aquellas mujeres que no han experimentado las causas mencionadas anteriormente.

El embarazo y la adenomiosis uterina como dos conceptos incompatibles se convierten en el principal problema de una mujer preparada para la maternidad.

En el cuerpo del paciente, el nivel de estrógeno aumenta, pero es inestable, lo que provoca el desarrollo de la endometriosis interna, lo que impide la aparición del embarazo.

En mujeres mayores de 35 años, el nivel natural de estrógeno comienza a disminuir gradualmente, por lo que el diagnóstico de adenomiosis se hace con menos frecuencia.

¿Puedo quedar embarazada con adenomiosis?

Por lo general, la endometriosis interna causa infertilidad.

La adenomiosis uterina y el embarazo como conceptos mutuamente excluyentes se asocian con las siguientes razones:

  • el huevo no puede penetrar en el cuerpo del útero en el contexto de una violación de la actividad contráctil de las trompas de Falopio,
  • La ovulación no se produce por desequilibrio hormonal.
  • Las reacciones autoinmunes en el cuerpo de una mujer inhiben la actividad de las células germinales masculinas e interfieren con la implantación de un óvulo fertilizado y el desarrollo del embarazo.
  • El dolor durante el coito impide el mantenimiento de una vida íntima regular,
  • Terminación temprana del embarazo como resultado del aumento de la contractilidad de la capa del músculo uterino y la inflamación en ella.

El embarazo con adenomiosis es posible si se realiza un tratamiento integral dirigido a restaurar la función reproductiva. La efectividad de los efectos terapéuticos depende de la duración de la enfermedad. Si la adenomiosis ha molestado a una mujer durante no más de 3 años, es probable que el resultado del tratamiento sea positivo.

¿Qué hacer para que la enfermedad no entorpezca la maternidad?

Para evitar cualquier duda sobre si es posible quedar embarazada con adenomiosis uterina, y la enfermedad no envenena la vida, es importante someterse regularmente a exámenes ginecológicos y consultar a un especialista si tiene signos de malestar. La patología diagnosticada oportunamente es fácil de tratar y no afecta la capacidad de quedar embarazada.

En 1 y 2 estadios de adenomiosis, el pronóstico de recuperación es favorable. Cabe señalar que la enfermedad es propensa a recaídas con desequilibrio hormonal, por lo que es difícil hablar de una cura al 100%. Para que la enfermedad no interfiera con la maternidad, después de la terapia es importante controlar su salud y no recurrir al autotratamiento.

3 y 4 etapas de adenomiosis en el 90% de los casos significan infertilidad persistente. En este caso, el tratamiento se realiza quirúrgicamente. Durante la operación, el médico extrae los tejidos afectados del útero, preservando el órgano, si es posible. En la etapa 4 de la enfermedad, generalmente se extirpan el útero y los ovarios.

El tratamiento conservador en las etapas iniciales de la enfermedad incluye tomar anticonceptivos orales, complejos multivitamínicos e inmunomoduladores. El tratamiento hormonal es más efectivo, ya que la mitad de las mujeres después de un curso de anticoncepción oral tienen un embarazo saludable.

Características del curso del embarazo con adenomiosis.

La presencia de esta enfermedad durante el parto es siempre un factor de riesgo. Es más fácil proceder con el embarazo con adenomiosis de 1 grado.

Los síntomas de la endometriosis con el inicio de la concepción disminuyen, pero después de dar a luz, con la primera menstruación, volverán de nuevo. Si el embarazo, a pesar del diagnóstico, ha llegado, debe conservarse. De lo contrario, el aborto puede causar la recurrencia de la enfermedad, y en el futuro tomará un curso más severo. A menudo una mujer es amenazada con aborto involuntario.

Sin embargo, el embarazo puede afectar favorablemente el curso de la enfermedad, ya que, de hecho, causa la menopausia fisiológica en el cuerpo, la ausencia de menstruación. A su vez, esto inhibe el proceso patológico de la diseminación de los focos de endometriosis interna. Es decir, la enfermedad no progresa temporalmente.

La adenomiosis es una enfermedad grave que puede tratarse si se inicia a tiempo. Pero debe tratarse antes de la concepción prevista, para no complicar el curso del embarazo y no causar complicaciones posparto. En una etapa temprana, curar la adenomiosis no es difícil y, lo más importante, no puede afectar la función reproductiva de una mujer.

Útero adenomiosis y embarazo

Adenomiosis y embarazo. La adenomiosis se llama endometriosis uterina. Este es un proceso inflamatorio. Pero para entender qué es, primero aprendamos qué es la endometriosis. ¿Puedo quedar embarazada con adenomiosis uterina? La adenomiosis es la segunda causa principal de infertilidad femenina después de las enfermedades inflamatorias del tracto genital femenino.

Muchas mujeres preguntan ansiosamente si la adenomiosis y el embarazo son compatibles. La respuesta es simple: es posible, pero difícil. Desafortunadamente, el pronóstico para el embarazo con esta enfermedad es decepcionante. La adenomiosis causa infertilidad en el 40 por ciento de los casos.

Adenomiosis del útero (endometriosis del útero): una enfermedad en la cual en los tejidos del útero, los ovarios y otros tejidos hay lesiones que se asemejan a la estructura de la mucosa uterina, son pequeños nódulos que contienen un líquido oscuro y espeso. En tales focos, se producen cambios similares al rechazo de la mucosa uterina.

El sangrado desarrollado de estas áreas conduce a dolor durante la menstruación. Los médicos modernos adenomiosis se suele llamar una enfermedad como la endometriosis del útero. Y la endometriosis es un proceso inflamatorio grave.

Los focos endometriales pueden localizarse en diversos órganos y tejidos: en el cuello uterino, en el grosor del útero, en la pared de la cavidad abdominal, fuera de los órganos del sistema reproductivo.

Síntomas de adenomiosis uterina

El síntoma más común es el dolor que aparece o se intensifica en los días premenstruales, durante la menstruación. Con la derrota del útero puede haber menstruación abundante, sangrado del tracto genital antes y después de la menstruación.

El dolor se puede administrar en la región del sacro, recto, vagina. La adenomiosis del útero puede ocurrir sin síntomas, en cuyo caso, esta patología se detecta cuando los pacientes acuden a la clínica con la pregunta de que no pueden concebir un hijo.

¿Existe la posibilidad de engendrar y dar a luz a un niño sano? La adenomiosis uterina a menudo se acompaña de infertilidad. La infertilidad se coloca si el embarazo no ha ocurrido dentro de uno o más años con una vida sexual regular. En la adenomiosis uterina, la implantación del óvulo en la mucosa uterina es imposible, y la célula ovárica se pierde.

Con la adenomiosis del útero, se observa un proceso de adhesión, que conduce a la infertilidad. Existe una violación de la permeabilidad de las trompas de Falopio, lo que conduce a la ausencia de embarazo. Con la adenomiosis del útero, puede haber una falta de maduración del óvulo en el ovario, un cambio en las propiedades de la mucosa uterina.

Cuando se establece un diagnóstico de adenomiosis del útero, se prescribe la terapia con gestágenos, mientras que tomarla puede causar un embarazo. Este grupo de medicamentos no debe ser cancelado, debe ser llevado más lejos para proporcionar el apoyo hormonal necesario.

Se sabe que la enfermedad se caracteriza por la presencia de trastornos hormonales, por lo que el primer trimestre del embarazo es el más responsable. Como regla general, las hormonas embarazadas deben tomar hasta 14 semanas. Pero esto debe controlarse teniendo en cuenta los resultados del análisis de sangre para la progesterona.

Sobre la base de los resultados del examen, se decide la cuestión de la abolición de los gestágenos o la continuación de la terapia. Se han llevado a cabo numerosos estudios, según los cuales no se obtuvo información sobre el efecto negativo sobre el feto de las hormonas, en particular, la ddrogesterona.

Este medicamento se usa ampliamente en la práctica obstétrica y contribuye a la creación de condiciones óptimas para la progresión del embarazo.

La complicación más frecuente del embarazo en la adenomiosis es la amenaza de su interrupción. Esta situación requiere cursos preventivos para prevenir el desarrollo de una clínica de amenazas. Prescribir medicamentos del grupo de antiespasmódicos, sedantes, sedantes que mejoran los procesos metabólicos.

Causas de la adenomiosis uterina

La adenomiosis uterina se debe a la predisposición genética. Existe una teoría del desarrollo hormonal de la enfermedad, según la cual existe una violación del contenido y la proporción de hormonas en el cuerpo de una mujer.

Otra teoría de la aparición de adenomiosis uterina es la de implantación, según la cual las partículas de endometrio que se han desprendido se depositan en los ovarios, trompas y peritoneo, creando el "suelo" para el desarrollo de la dolencia.

Los más importantes son los cambios negativos en el sistema neuroendocrino debido al estrés, la desnutrición y diversas enfermedades no ginecológicas.

Tratamiento de la adenomiosis uterina.

El tratamiento de la adenomiosis uterina se realiza mediante corrección quirúrgica, métodos fisioterapéuticos, terapia hormonal. En las últimas décadas, los fármacos hormonales han prevalecido en la terapia con medicamentos para la adenomiosis uterina. Detienen temporalmente la menstruación, suprimen la función ovárica.

Crean una menopausia artificial, que conduce a una disminución de la gravedad de los síntomas de la enfermedad, una disminución de los focos de adenomiosis uterina. Los medicamentos hormonales de la última generación tienen un mínimo de efectos secundarios en comparación con los medicamentos de generaciones anteriores. El tratamiento con tales medicamentos hormonales se utiliza como la primera etapa del tratamiento antes de la cirugía.

Los anticonceptivos hormonales orales también se utilizan en el tratamiento y la prevención de la progresión de formas no graves de adenomiosis uterina.

El mayor efecto se puede obtener con una combinación de un método de tratamiento hormonal y quirúrgico: la laparoscopia, durante la operación se extirpan los focos endometriales. Las hormonas se pueden usar como preparación preoperatoria, durante 3-6 meses después de la cirugía como medida preventiva contra la aparición de los síntomas de la adenomiosis uterina.

Planificación del embarazo para la adenomiosis uterina.

Se recurre a la laparoscopia, si hay quistes ováricos endometrioides, es necesario establecer la permeabilidad de las trompas de Falopio. Después de la cirugía durante 3-6 meses, generalmente se prescribe la terapia hormonal. Las drogas hormonales sumergen el sistema reproductivo en el sueño.

Después de unos meses, se cancela la terapia y se permite que la paciente quede embarazada. Si el embarazo no se produce dentro de un año, entonces reduce drásticamente las posibilidades de restablecer la función reproductiva de la mujer. En este caso, el programa recomendado IVF.

Durante el embarazo y la lactancia, en ausencia de la menstruación, puede ocurrir un desarrollo inverso de la adenomiosis uterina. La interrupción del embarazo con el legrado del útero conduce a la agravación y agravación de la adenomiosis uterina.

El examen oportuno, el tratamiento de la adenomiosis uterina ayuda al embarazo.

La presencia de adenomiosis no significa que el embarazo ocurra en todas las mujeres embarazadas con complicaciones.

Un gran porcentaje de pacientes ni siquiera saben que tienen tal enfermedad, mientras que la concepción se produce sin ningún problema. En esta situación, no es necesario utilizar de inmediato la terapia hormonal.

Es necesario realizar un examen completo de la mujer, su perfil hormonal, para que pueda evaluar la necesidad de tratamiento médico.

Si una mujer sufre de adenomiosis y planea un embarazo, debe estar preparada para un período tan importante en su vida.

Llevar a cabo un examen completo y un tratamiento adecuado en función de los resultados obtenidos es una garantía de que el embarazo se producirá y se realizará sin complicaciones. Se presta especial atención al diagnóstico de infecciones que son ITS.

Con la adenomiosis, se produce una disminución de las fuerzas inmunitarias protectoras del cuerpo. El embarazo es un estado de inmunodeficiencia natural, por lo que puede llevar al hecho de que el proceso infeccioso durante el embarazo se acompañará de varias complicaciones.

Es necesario prescribir un curso de terapia específica antes del embarazo, ya que la lista de medicamentos aprobados para mujeres embarazadas es muy limitada.

Se puede argumentar que para una mujer el diagnóstico de adenomiosis no debe significar que no podrá dar a luz a un bebé sano. Lo más importante es seguir las recomendaciones de un especialista en el tratamiento de esta enfermedad y abordar el embarazo planificado de manera responsable.

Adenomiosis y embarazo - es posible el embarazo en la adenomiosis

La adenomiosis uterina es una enfermedad en la que crece la capa interna del útero (endometrio). Поэтому другое название этой болезни — эндометриоз. По сути, природой так устроено, чтобы каждый менструальный цикл эндометрий нарастал в матке.

Он необходим для того, чтобы в нем могла закрепиться оплодотворенная яйцеклетка, и наступила беременность. Si no se produce la concepción, el endometrio comienza a desprenderse, causando sangrado, lo que llamamos mensualmente.

En este artículo, hablaremos sobre cuándo la adenomiosis puede ser peligrosa para la salud de una mujer y también sobre las características del curso del embarazo después de la adenomiosis uterina.

Adenomiosis y embarazo: riesgos y peligros

Una mujer con endometriosis, al quedar embarazada, corre el riesgo de salud. Después de todo, su riesgo de aborto involuntario o parto prematuro aumenta varias veces, en comparación con otras mujeres que no tienen una patología tan grave. Prácticamente todo el embarazo en un paciente con adenomiosis se realizará bajo la estricta adherencia de los médicos.

El parto puede pasar de manera segura, el período posparto será mucho más difícil cuando se abre el sangrado uterino, que a veces se puede detener solo mediante la extracción del útero.

Sin embargo, es necesario tener en cuenta que cada caso es individual: para una mujer todo va sin problemas, y para la otra, todos los problemas se harán sentir de inmediato.

Si tiene adenomiosis, solo debe tener mucho cuidado con su condición y seguir todas las instrucciones del médico.

Video: "Adenomiosis - ¿Debo tratar?"

En este video, un joven ginecólogo-obstetra Dmitry Lubnin habla sobre la enfermedad de la adenomiosis, que puede ocurrir en todas las mujeres a cualquier edad.

Por separado, se enfoca en las formas de tratar esta enfermedad y explica por qué el embarazo puede ser la única forma de tratar la adenomiosis difusa. Tenga en cuenta que muchos médicos modernos no comparten esta opinión.

Sin embargo, para las mujeres que desean experimentar la alegría de la maternidad tan esperada, será útil escuchar la opinión de un profesional para no desanimarse y seguir intentando dar a luz a un bebé fuerte y saludable sin riesgos para sus vidas.

Adenomiosis y embarazo: ¿puedes quedar embarazada con una forma difusa, puedes hacer FIV, cómo curarte?

La adenomiosis del útero, que también se conoce como endometriosis interna, es una enfermedad grave que culmina en la infertilidad. La patología se desarrolla predominantemente en mujeres en edad reproductiva joven.

A menudo se encuentra repentinamente, cuando el paciente acude al médico sobre la incapacidad de concebir un hijo. Se cuestiona la compatibilidad del embarazo y la endometriosis. Sin embargo, estos conceptos no pueden ser completamente mutuamente excluyentes.

Es necesario considerar cada caso por separado para hablar sobre las posibilidades de una concepción exitosa.

Síntomas y diagnostico

De acuerdo con la forma y el estadio de la enfermedad, los síntomas de la adenomiosis pueden tener un cuadro clínico vívido o incluso no aparecer. Los pacientes suelen quejarse de los siguientes síntomas:

  • El sangrado intercurrente, el roce entre los períodos y los períodos menstruales con adenomiosis son largos.
  • síndrome premenstrual prolongado
  • Tirando de las sensaciones en la pelvis no solo durante la menstruación, el dolor puede persistir durante todo el ciclo,
  • Malestar durante el contacto sexual.

El resto del cuadro clínico se determina durante el diagnóstico. Para el diagnóstico, la historia obstétrica, el examen ginecológico, la ecografía, así como las manipulaciones instrumentales adicionales se realizan a discreción del médico.

  • Ultrasonido - el estudio de la cavidad del órgano reproductor a través del ultrasonido. La indolora, rápida manipulación que no exige preparación adicional. Puede mostrar un aumento en el útero, la presencia en las capas de inclusiones hiperecoicas con un contorno suave (un signo de forma focal).
  • La histeroscopia es un estudio de bajo impacto que permite evaluar el estado del útero desde adentro. Puede mostrar no solo la presencia de endometriosis interna (adenomiosis), sino también determinar su forma.
  • Laparoscopia: la manipulación diagnóstica, que puede convertirse en médica, se realiza bajo anestesia general. El procedimiento permite evaluar visualmente la etapa de adenomiosis, localización endometrial y forma.
  • Biopsia: estudio que permite estudiar a fondo la etapa y la forma de la enfermedad. Si se detecta adenomiosis difusa de la 4ª etapa, se extirpa el útero.

En algunos casos, a los pacientes se les prescribe histerosalpingografía como un examen adicional. El procedimiento muestra informativamente el estado de las trompas de Falopio (transitables o no), que puede estar involucrado en la formación de la endometriosis genital.

Si durante la menstruación el dolor aparece todas las veces y persiste durante mucho tiempo, y el sangrado es grande, al menos debe hacerse un ultrasonido que pueda detectar los inicios de la adenomiosis.

¿Puedo quedar embarazada con adenomiosis uterina?

Los conceptos de adenomiosis e infertilidad a menudo se usan juntos. De hecho, esta enfermedad perjudica el funcionamiento de los órganos reproductivos. Las posibilidades de concepción son pocas, pero lo son. Los casos clínicos repetidos demuestran que puede quedar embarazada con adenomiosis. Cuanto menor sea el daño a la capa muscular del útero, más probable será la aparición de la auto-concepción.

En mujeres con adenomiosis focal de 1 grado, el embarazo puede ocurrir en el ciclo natural, si no hay otros problemas de salud. Si primero consulta a un médico y realiza un tratamiento, la probabilidad de un resultado positivo puede aumentar. Sucede que la paciente se entera de su diagnóstico en el momento en que llega a registrarse para el embarazo.

La propagación del endometrio en grandes áreas o la adenomiosis difusa deja pocas esperanzas para la concepción independiente y es por esto que:

  • la penetración de la membrana mucosa en la capa muscular del útero constituye una violación de la función contráctil, y también causa un mal funcionamiento de los órganos vecinos,
  • La propagación de la enfermedad a las trompas de Falopio causa su peristalsis inversa y el estrechamiento de la luz,
  • Los cambios patológicos en el fondo hormonal causan la falta de ovulación y causan un crecimiento anormal del endometrio (hipoplasia o hiperplasia).
  • el sistema inmune alterado percibe el esperma y el óvulo por objetos extraños, rechazándolos,
  • La adenomiosis suele ir acompañada de enfermedades como el SOP (síndrome de ovario poliquístico), mioma, inflamación,
  • Las sensaciones dolorosas, que son un síntoma de la patología, no permiten tener una vida sexual regular.

Si hay problemas con la concepción, y el embarazo independiente no ocurre más de seis meses con la vida sexual regular, es necesario ser examinado. Violaciones del ciclo menstrual, dolor en la pelvis, sangrado prolongado: motivo de tratamiento inmediato para el ginecólogo.

Embarazo con adenomiosis

En pacientes con poco daño en la capa muscular del útero sin anomalías hormonales, puede ocurrir un embarazo con adenomiosis. Pero incluso si la concepción ha ocurrido, es demasiado pronto para exhalar y relajarse.

Endometriosis interna - adenomiosis uterina - una enfermedad insidiosa que puede causar diversas patologías en mujeres embarazadas e incluso provocar un aborto espontáneo.

Por lo tanto, los pacientes con dicho diagnóstico deben estar bajo la supervisión de los ginecólogos durante todo el período gestacional.

En el embarazo (en cualquier momento), la adenomiosis causa una mayor contractilidad del órgano reproductor. Debido a la lesión de la capa muscular, se produce un engrosamiento de ciertas áreas, que amenaza con el rechazo del óvulo, y en 2-3 trimestres puede causar un desprendimiento prematuro de la placenta.

Debido a trastornos hormonales en la endometriosis del útero, los ovarios suministran una cantidad insuficiente de progesterona, que es el punto de partida para el desarrollo de hipertonía.

Si no aplica una terapia de mantenimiento, el embarazo puede ser interrumpido. En mujeres con adenomiosis durante la gestación, el riesgo de hipoxia fetal permanece.

Si el embrión se adhiere al lugar donde se encuentra el foco de la enfermedad, se altera la circulación sanguínea.

El riesgo de complicaciones está presente durante todo el período de gestación, por lo que la futura madre, que tiene un diagnóstico de endometriosis interna, debe consultar a un médico al primer síntoma de mala salud.

Existe la opinión de que el embarazo es un tipo de tratamiento para la adenomiosis uterina. Con el inicio de la concepción, el paciente detiene la menstruación y conserva la función ovulatoria de los ovarios. La menstruación deja de aparecer mensualmente y se crea una sensación artificial de menopausia para el órgano genital.

Los focos endometriales no solo dejan de funcionar, sino que también disminuyen de tamaño. Hay casos en que el embarazo y la posterior lactancia a largo plazo con la ausencia de la menstruación llevaron a la recuperación.

Eco con adenomiosis.

Para pacientes con adenomiosis con tubos intransitables, se sugiere el uso de tecnología de reproducción asistida.

La laparoscopia se prescribe previamente, durante la cual se eliminan las partes que no funcionan para evitar el embarazo ectópico.

Antes de ingresar al protocolo, a una mujer se le prescribe una terapia hormonal, que consiste en crear la ilusión de una menopausia artificial para el cuerpo. La reducción del volumen de lesiones durante el tratamiento aumenta las posibilidades de un resultado exitoso.

Inmediatamente después de abandonar la menopausia, se realiza una simulación de la ovulación y un apoyo hormonal adicional. Con un resultado positivo, la futura madre durante todo el período está bajo la supervisión de médicos y se somete a un examen constante. El apoyo para los medicamentos basados ​​en la progesterona se cancela no antes que en la mitad del embarazo.

La adenomiosis y la FIV están estrechamente relacionadas. Sin embargo, la severidad de la patología siempre se tiene en cuenta. Las estadísticas muestran que los pacientes con endometriosis focal del útero en estadio 1 son más susceptibles al método. Con daños extensos en el miometrio y sus cambios difusos, la FIV no se lleva a cabo, ya que la probabilidad de un buen resultado tiende a cero.

Gracias a las posibilidades de la medicina moderna, la adenomiosis uterina ha dejado de ser una frase para las mujeres. Para quedar embarazada con esta enfermedad, necesita:

  1. consultar a un ginecólogo,
  2. ser examinado
  3. someterse a tratamiento
  4. Si es necesario, recurrir a tecnologías de reproducción asistida.

Pin
Send
Share
Send
Send