La vida

¿Puedo contraer hepatitis sexualmente?

Pin
Send
Share
Send
Send


La principal causa de infección es el contacto directo con la sangre de una persona enferma. Más específicamente, los mecanismos de transmisión solo funcionan en algunas situaciones. Usar la toalla, los besos, la tos, etc. de otra persona no son factores que influyen en la aparición de la enfermedad.

Puede infectarse después de visitar una institución médica (solo en el caso de inyecciones, transfusiones de sangre, intervenciones quirúrgicas, utilizando algún equipo) o un salón de belleza.

Para esto último, los factores de riesgo incluyen cortes de cabello, manicuras o pedicuras, perforaciones con agujas no estériles, tatuajes, procedimientos cosméticos y acupuntura.

Incluso un pinchazo de aguja al azar puede ser fatal. Para los adictos "con experiencia", la importancia del artículo aumenta varias veces. El uso de artículos de higiene personal de una persona infectada también puede ser una causa, pero solo si hay partículas de sangre del paciente en ellos.

Entre todas las razones, la infección, debido al contacto sexual con una pareja con un diagnóstico de hepatitis C, desempeña un papel menos importante, pero no menos importante.

Si le preocupa si la hepatitis C se transmite sexualmente, entonces la respuesta de los médicos es sí.

Lo menos común es la transmisión del virus de una madre infectada a un niño. El bajo porcentaje de infecciones en este caso se debe a que ahora hay muchas formas de "engañar" a la enfermedad, que los médicos usan con mucho éxito.

Sin embargo, el riesgo de infección está aumentando rápidamente cuando la madre tiene una forma aguda de la enfermedad al final del embarazo o la forma activa en cualquier momento. Al alimentar con leche, la enfermedad no se transmite.

Además, casi la mitad de las infecciones hacen que los médicos se confundan debido a que no se puede determinar la causa de la infección.

El método más común de transmisión es el uso de agujas no estériles en salones de belleza e instalaciones hospitalarias. Los factores menos importantes son las relaciones sexuales sin protección, la transmisión de madre a hijo, la transfusión de sangre y otros.

Para obtener más información sobre las causas de la hepatitis C, puede consultar el video propuesto.

Hepatitis C y vida sexual.

Como ya se mencionó, la respuesta a la pregunta "si se transmite la transmisión sexual de la hepatitis C" es positiva. Pero no se preocupe, el riesgo de infección es solo del 3 al 4% con el contacto sin protección, y al usar condones, se reduce a casi cero.

Sin embargo, las posibilidades del virus "de por vida" aumentan significativamente para las personas con múltiples parejas sexuales y prefieren el sexo promiscuo. Las personas infectadas por el VIH también están en riesgo.

Algunos hechos secos:

  • La hepatitis C se encuentra en el 6% de las mujeres con comportamiento leve.
  • Entre los homosexuales, el 4% tiene anticuerpos contra el virus, lo que indica que tienen un proceso inflamatorio.
  • Alrededor del 4% de los pacientes de clínicas y policlínicos venéreos y para la piel especializados en VIH tienen hepatitis C.

Todas estas personas tienen más probabilidades de detectar la infección por VIH y la hepatitis B que la enfermedad en cuestión.

La enfermedad más común en el sudeste asiático (9-27% de la población), seguida por los africanos (6-21%), los sudamericanos (aproximadamente el 12%), los residentes de Canadá y los Estados Unidos (2-5%). La hepatitis C es menos común en el norte de Europa, con solo 0-0,5% de las personas.

Tenga en cuenta que el virus se "asienta" en la sangre. La saliva, el semen, la orina, las heces no les interesa.

Por lo tanto, la hepatitis C se transmite solo si el compañero tiene rasguños, cortes u otras lesiones cutáneas en los genitales. En otros casos, las relaciones sexuales son seguras. Debido a esto, el riesgo de infección debido a las relaciones sexuales es muy bajo.

La importancia del sexo como factor en la infección por hepatitis C es extremadamente baja y solo es relevante cuando se trata de relaciones sexuales sin protección, prostitutas u homosexuales. Además, la infección no se produce a través del tracto genital, sino solo a través de pequeñas grietas en los genitales, por lo que el riesgo de transmisión del virus después del sexo es muy pequeño.

La enfermedad comienza con un período de incubación que dura de 2 semanas a 7 meses. En este momento, la reproducción y adaptación del virus se produce en el cuerpo. Las manifestaciones iniciales de la hepatitis C se parecen a la gripe habitual y están acompañadas de ciertos signos.

Después de la aparición de las primeras manifestaciones, se les "agregan" otras:

  • Falta de apetito
  • Vómitos y náuseas.
  • Dolor en el hipocondrio derecho.
  • Orina oscura
  • Decoloración del calcio

Los médicos a menudo ven hepatomegalia en pacientes con hepatitis C, un aumento patológico en el tamaño del hígado y, con menor frecuencia, esplenomegalia (en este caso, el bazo está agrandado).

Todos los tipos de hepatitis se caracterizan por cambios en la sangre en forma de un aumento en el nivel de bilirrubina, un aumento en las pruebas hepáticas, la aparición de marcadores específicos de hepatitis viral. Después de que aparece la ictericia, los pacientes se sienten mejor.

Una quinta parte de los pacientes después de recibir terapia observan el desarrollo de los síntomas "en la dirección opuesta" y la recuperación posterior. Alrededor del 20% de los pacientes se convierten en portadores de la enfermedad. En este caso, los médicos de acuerdo con los resultados de las pruebas señalan la presencia del virus en la sangre. No hay síntomas específicos.

Las manifestaciones características de la hepatitis C aguda se han descrito anteriormente. La forma crónica aparece en el 70-80% de las personas que han experimentado la forma aguda.

La enfermedad se caracteriza por síntomas intermitentes en forma de fatiga severa, incluso con un ligero estrés, una completa incapacidad para el esfuerzo físico, malestar general. Con frecuencia se observan trastornos del tracto gastrointestinal, dolor en el abdomen, articulaciones y músculos, náuseas y vómitos.

Por separado, se distinguen las manifestaciones de la etapa de "criticidad" de la hepatitis C:

  • Piel amarillenta, picazón
  • Pérdida de peso dramática
  • Hepatomegalia y esplenomegalia
  • Sangrado
  • Orina oscura

Los síntomas más característicos de la hepatitis C son malestar general y problemas con el tracto gastrointestinal. Para un diagnóstico preciso se requieren diagnósticos adicionales.

Diagnóstico de la hepatitis C

La forma más común de detectar una enfermedad es "buscar" anticuerpos contra el virus que causa la hepatitis C. Se confirma un resultado positivo de la prueba.

Esto se hace usando diagnósticos de PCR, que pueden determinar con precisión el ARN de un virus. El método permite no solo confirmar la presencia de infección, sino también hacer un veredicto sobre la reproducción de organismos no celulares.

Un resultado negativo del estudio no da un resultado absoluto sobre la salud del sujeto, ya que los diagnósticos de PCR no determinan una pequeña cantidad de virus.

Para mayor precisión, la prueba generalmente se lleva a cabo varias veces. Tenga en cuenta que el método "funciona" solo una o dos semanas después de la infección.

La biopsia hepática se utiliza para evaluar el grado de daño al hígado por el virus, la efectividad del tratamiento y la recuperación del paciente. Esto es especialmente importante para los períodos asintomáticos de la enfermedad. Una biopsia es un examen microscópico del tejido hepático después de que se haya extraído con una aguja.

Para diagnosticar el estado del hígado también utilice FibroTest y Fibroscan.

  • Fibrotest es la información obtenida a través de un algoritmo patentado especial. Consiste en determinar los biomarcadores de fibrosis en la sangre de las venas, teniendo en cuenta la edad, el sexo, la altura y el peso del paciente.
  • El uso de Fibroscan mide el grado de elasticidad del tejido hepático. El método se basa en la "ley" de que la densidad de un órgano es directamente proporcional a la etapa de la fibrosis.

Fibroscan y FibroTest son variantes de diagnóstico adecuadas para pacientes con trastornos hemorrágicos y en esas etapas en que los problemas funcionales no dieron lugar a cambios anatómicos en el hígado.

Entre otros, menos significativos, se distinguen los métodos:

  • Bioquímica sanguínea en AlAT y AsAT.
  • Bioquimica de la sangre para bilirrubina.
  • Ecografia abdominal
  • Conteo sanguíneo completo para detectar el estado general del cuerpo.

Los métodos más comunes para examinar a un paciente para detectar la hepatitis C son los análisis de sangre para detectar anticuerpos contra el virus de la hepatitis y los diagnósticos de PCR.

Tratamiento y Prevención

El tratamiento de la hepatitis C necesariamente se lleva a cabo de manera integral. Los objetivos de la terapia no son solo reducir la cantidad de organismos no celulares en el cuerpo humano o eliminarlos por completo, sino también controlar la inflamación del hígado y prevenir la cirrosis.

A menudo, use interferón alfa, un medicamento para prevenir la infección de las células hepáticas "recién nacidas". Entre los efectos secundarios se encuentran los síntomas de la gripe que duran medio día después de tomar el medicamento y luego desaparecen gradualmente. Las manifestaciones de la primera mitad del mes después del inicio de la terapia son más pronunciadas.

Tenga en cuenta que Interferon no garantiza la recuperación total, sino que solo ayuda a evitar el cáncer o la cirrosis del hígado. Es mucho más efectivo tomar el medicamento en combinación con Ribavirin. Entonces se garantiza un resultado positivo de los eventos en la mitad de los casos.

La duración de la terapia varía de 3-4 meses a un año y medio. Depende del genotipo del virus (hay 6 de ellos, uno de los cuales es el más común) y las características individuales del paciente.

Los estados de la compañía farmacológica han mostrado resultados positivos en el desarrollo de un nuevo método de tratamiento. Consiste en la combinación de Sofosbuvir y Ledipasvir.

Esta combinación permitió al 97% de los pacientes deshacerse del virus. Todos los demás sujetos experimentales, que también tomaron Ribavirin, se recuperaron completamente (es decir, el 100% de los casos), pero tuvieron los efectos más adversos sobre los fármacos.

El peligro de la hepatitis C es que la vacuna contra el virus aún no se ha inventado. Por lo tanto, es necesario proteger su cuerpo de la infección por sí mismos.

Asegúrese de que todas las herramientas en salones de belleza, tatuajes y salones de perforación sean estériles y desechables siempre que sea posible. Use condones para evitar no solo la hepatitis C, sino también otras ETS. No debe usar artículos de higiene de otras personas, especialmente el "corte y perforación".

En este momento, la mayoría de las veces recurren al método de combinación de interferón-alfa y ribavirina, que ayuda a recuperar más pacientes. Los mejores métodos de prevención - protección contra infecciones!

La hepatitis C crónica "en compañía" con otras enfermedades casi siempre conduce a la muerte. Por lo tanto, no demore el tratamiento, ¡contacte a su médico cuando aparezcan los primeros síntomas y manténgase saludable!


  • Descargar el original] "class =" imagefield imagefield-lightbox2 imagefield-lightbox2-240-180 imagefield-field_imgarticle imagecache imagecache-field_imgarticle imagecache-240-180 imagecache-field_imgarticle-240-180 ">


  • Descargar el original] "class =" imagefield imagefield-lightbox2 imagefield-lightbox2-240-180 imagefield-field_imgarticle imagecache imagecache-field_imgarticle imagecache-240-180 imagecache-field_imgarticle-240-180 ">


  • Descargar el original] "class =" imagefield imagefield-lightbox2 imagefield-lightbox2-240-180 imagefield-field_imgarticle imagecache imagecache-field_imgarticle imagecache-240-180 imagecache-field_imgarticle-240-180 ">


  • Descargar el original] "class =" imagefield imagefield-lightbox2 imagefield-lightbox2-240-180 imagefield-field_imgarticle imagecache imagecache-field_imgarticle imagecache-240-180 imagecache-field_imgarticle-240-180 ">


  • Descargar el original] "class =" imagefield imagefield-lightbox2 imagefield-lightbox2-240-180 imagefield-field_imgarticle imagecache imagecache-field_imgarticle imagecache-240-180 imagecache-field_imgarticle-240-180 ">

  • Inicie sesión o regístrese para publicar comentarios.

Re: Si la hepatitis C se transmite sexualmente: ¡este secreto se revela!

Hola Me diagnosticaron hepatitis C en 2014. Los resultados de los análisis de sangre son AST (GOT). 83 u / l, ALT (GPT). 107 u / l, GGT. 221 u / l, alfa1-fetoproteína. 12 iu / ml bienestar - debilidad, fatiga. Me recetaron un curso de tratamiento con el hepatoprotector Heptrong + Pegasys. Después de medio año de tratamiento, todo volvió a la normalidad, el virus desapareció. Las pruebas repetidas no revelaron el virus de la hepatitis C. Un examen de ultrasonido de la ecografía, que se me realizó hace una semana, no reveló la patología de los órganos internos. Después de la terapia, me siento mucho mejor. Antes, a menudo tenía debilidad, me cansaba rápidamente y no tenía apetito, pero ahora tengo mucha energía y todo. Además de alcohol. No hay 5 mesas. Deseo que todos los que se enfrentaron a este diagnóstico se recuperen y se olviden de una vez por todas.

  • Inicie sesión o regístrese para publicar comentarios.

La posibilidad de infección por esta enfermedad.

En la búsqueda de conocimiento sobre si la hepatitis C se transmite sexualmente, se debe tener en cuenta que todo depende de cuántas bacterias virales hay en el cuerpo del paciente.

La mayoría de las bacterias virales en la sangre, debido a que es la forma más común de infectarse, puede llamar con precisión la infección a través de la sangre.

Ocurre en la vida y de manera tal que la enfermedad se transmite sexualmente, o si usa artículos comunes del hogar con el cuerpo en el que se encuentra la enfermedad.

Esto ocurre cuando el virus se concentra en la secreción de saliva o semen. Se debe otorgar un gran papel a la inmunidad humana, ya que con un sistema inmunitario débil aumenta el riesgo de vencer esta enfermedad.

Consideremos con más detalle cómo se puede transmitir este virus. Un método común de infección es la transfusión de material biológico infectado a una persona sana.

Para infectarse con hepatitis C, es posible con el uso de agujas sucias e infectadas, que se inyectan. Por lo tanto, una gran cantidad de adictos a las drogas sufren de esta enfermedad.

Además, los aficionados están sujetos a infecciones para modificar su cuerpo con tatuajes, o incluso a personas que se cuidan las uñas y visitan lugares donde hacen manicuras.

Esto es posible si el instrumento no está esterilizado. Además, los médicos pueden contraer un virus, es muy importante usar guantes cuando se trabaja con material biológico.

La hepatitis C puede transmitirse desde el paciente a través del contacto sexual o incluso con un beso.

El virus de la hepatitis se transmite sexualmente, el virus se puede encontrar en las secreciones de los órganos genitales femeninos y en el semen.

Pero el riesgo de infectarse no es grande, especialmente cuando se usan fondos, para la protección durante las relaciones sexuales con un compañero.

Los científicos han realizado un estudio, estudiaron el esperma y el lubricante, que secretan los órganos genitales femeninos, para detectar la presencia de bacterias infecciosas.

Se demostró que el virus en estas secreciones es extremadamente raro, por lo tanto, la posibilidad de infección durante el sexo no es tan grande.

Causas de la infección por virus

Las personas que son sexualmente activas a menudo están interesadas en la posibilidad de infectarse con el virus de la hepatitis durante las relaciones sexuales sin artículos de protección.

Los médicos revelaron que existe un riesgo, pero es mínimo. Existe una alta probabilidad de infección en casos como:

  • Con frecuentes relaciones sexuales con muchas parejas y sin anticoncepción.
  • Cuando se dedican al sexo anal.
  • Alto riesgo de infección en personas que tienen relaciones sexuales agresivas. De hecho, como resultado, puede haber sangrado interno.
  • Además, si una mujer tiene un diagnóstico de hepatitis y trata el coito durante la menstruación.

En una relación sexual sin protección, puede contraer hepatitis C, pero no es muy fácil. Los expertos dicen que el 6% de las niñas de la industria del sexo tienen el virus de esta enfermedad.

Alrededor del 4% de los hombres que prefieren tener relaciones sexuales con su sexo, también sufren el virus de la hepatitis C en sus cuerpos.

Al tener relaciones sexuales con un compañero, el riesgo de contraer este virus en su cuerpo se reduce al 1%.

Es posible contraer esta enfermedad durante las relaciones sexuales sin protección en los países del sudeste asiático. En esta parte del país, el virus de la hepatitis B se observa en el 9-25% de la población.

Existe un estereotipo de que una persona enferma debe estar aislada, y esto no es así.

Se permite vivir juntos y comunicarse con personas infectadas, pero está estrictamente prohibido usar artículos de higiene comunes.

Métodos de diagnóstico de la enfermedad.

Diagnosticar de forma independiente la hepatitis C es extremadamente difícil. Como regla general, la presencia de los siguientes síntomas es un requisito previo para identificar la enfermedad:

  • Amarillez de la piel.
  • La manifestación de la depresión, la apatía o un estado débil del cuerpo.
  • Manifestaciones frecuentes de náuseas y vómitos.
  • Temperatura del subfebril.
  • Las migrañas frecuentes.
  • Dolor en el lado derecho.
  • Rápida pérdida de peso y falta de apetito.

Es importante tener en cuenta que durante la infección durante el coito, los síntomas anteriores pueden no aparecer durante varios meses, lo que a su vez hace que sea casi imposible diagnosticar la enfermedad en forma temprana.

Esto se deduce del hecho de que después de la infección, el virus comienza a disminuir lentamente, pero seguramente destruye las células del hígado, y esto afectará la calidad de vida después de que el órgano se haya dañado seriamente.

Basándose en esto, una persona debe controlar sus propios riesgos y comprender que si tuvo la oportunidad de contraer hepatitis de su pareja sexual, o de cualquier otra forma, vale la pena no demorarse y recurrir a algunos estudios clínicos.

Debe comprender que el acceso oportuno a un médico puede salvar vidas. Considere los métodos típicos de diagnóstico precoz:

  • Diagnóstico de la reacción en cadena del polímero de la sangre.
  • Compruebe si hay marcadores de hepatitis B.
  • Realización de pruebas bioquímicas y de sangre en general.
  • Examen de heces y orina.
  • Ultrasonido del peritoneo.
  • El estudio del tejido hepático.

Si identifica hepatitis B, debe ser serio con el tratamiento y completar el curso. A menudo, esta enfermedad se vuelve crónica, que está llena de cirrosis e incluso cáncer.

La transición de la enfermedad de madre a hijo.

Otro posible escenario de infección es la herencia de un virus de una madre ya infectada a su hijo en el útero o durante el parto.

Me gustaría aclarar que infectar a un bebé es una forma bastante rara; solo en 5 casos de cada 100, sin embargo, para predecir y prevenir una infección, hasta ahora la medicina no tiene poder.

Aún no se dispone de datos convincentes sobre la transmisión del virus de la leche materna. No existe un enfoque general para el tratamiento de los recién nacidos infectados con hematita C.

En este caso, el médico prescribe un curso de tratamiento en función del cuadro clínico.

Transmisión de enfermedades en la vida cotidiana.

Es importante recordar que el virus de la enfermedad no se transmite por gotitas en el aire, es decir, durante una conversación, un beso, un apretón de manos, o cuando se usan cubiertos comunes, etc.

La propagación de la infección solo es posible si la sangre infectada entra en la sangre si no está infectada.

Para que las personas infectadas con esta terrible enfermedad no se separen del círculo familiar y de la sociedad, y tampoco necesitan ningún cuidado especial.

La única advertencia es la exención del paso del servicio militar para identificar la enfermedad.

Factores de infección y grupos de riesgo.

Según la clasificación internacional, hay 3 grupos de personas que pueden contraer el virus de la hepatitis C más fácilmente.

A continuación, consideramos cada grupo con más detalle. El mayor riesgo está en las personas que:

  • Personas que usan drogas inyectables.
  • Sometido a transfusiones de coagulación con plasma hasta 1987.

Menos riesgo de infección son los ciudadanos que:

  • Personas que están en hemodiálisis (utilizan el dispositivo que reemplaza al riñón natural).
  • Las personas trasplantadas a órganos o transfusiones de sangre se realizaron antes de 1992, o recibieron órganos o sangre de un donante, a quien posteriormente se le diagnosticó hepatitis C.
  • Pacientes que no han sido diagnosticados con problemas hepáticos.
  • Los recién nacidos que nacieron de una madre que tiene el virus de la hepatitis en su cuerpo.

El grupo con un factor de riesgo ligeramente mayor incluye:

  • Personas que trabajan en medicina.
  • Personas que tienen una vida sexual diversa con diferentes parejas,
  • Personas que tuvieron relaciones sexuales con una sola pareja infectada.

No olvide que si usted o sus seres queridos se caen, incluso si pertenece a uno de estos grupos, se recomienda encarecidamente realizarse pruebas de hepatitis, según las recomendaciones que se sugieren a continuación para cada grupo.

Así, por ejemplo, usar drogas inyectables o recibir inyecciones de diversos tipos fuera del alcance del tratamiento y no en una institución médica, vale la pena pasar el análisis, incluso si tal caso sucedió hace uno o varios años.

La hepatitis C también es muy recomendable para todos los ciudadanos que tienen un diagnóstico de VIH.

En los niños que nacieron de una madre enferma de hepatitis, el primer análisis se realiza a los 12-18 meses.

Médicos que han tenido contacto con sangre potencialmente infectada. Además, ante la presencia de factores de riesgo, los médicos recomiendan vacunarse contra la hepatitis B.

Re-infección

No podemos excluir el hecho de que puede estar infectado e infectado con el virus de la hepatitis C por segunda vez.

Con una terapia adecuada y efectiva, a una persona no se le proporciona la aparición de inmunidad contra esta enfermedad, ya que habiendo estado enferma por segunda vez, la infección, además de la hepatitis C, es posible con un tipo de VHC.

Hombre con esta enfermedad en la familia.

Mientras se vive con un paciente en la misma área, es importante observar las medidas de seguridad, para evitar la contaminación de las personas que viven a su lado, veamos más de cerca:

  • No donar
  • No use uno para dos artículos como un cepillo de dientes, accesorios para afeitarse, kits de manicura.
  • Cuando reciba una herida abierta o sangrante, ciérrela tan pronto como sea posible, para evitar que caigan gotas. Si el paciente necesita ayuda con el vendaje, es importante que el ayudante esté en guantes.

El laboratorio demostró que es posible la infección con una gota de sangre seca, si estaba a temperatura ambiente hasta 4 días.

Si en el momento de la lesión la sangre se acumuló en los objetos alrededor, para evitar infectar a otros, se recomienda desinfectar esos lugares.

Puede usar productos con solución de cloro o lejía de 1 a 100. También se recomienda lavar las cosas en agua a una temperatura de 60 grados, no a una temperatura más baja, lavar durante al menos media hora.

Cómo evitar la infección.

Para minimizar la posibilidad de infección por el virus durante el coito, cuando el sexo es constante, los médicos recomiendan el uso de anticonceptivos de barrera.

También se recomienda someterse a una prueba de detección de marcadores de hepatitis C al menos una vez al año.

Para las personas que tienen el virus de la hepatitis C en sus cuerpos, que a menudo tienen relaciones sexuales con más de una pareja, es muy importante utilizar salvaguardas durante cada relación sexual.

La anticoncepción también debe usarse para otras enfermedades que pueden transmitirse durante un enfoque íntimo.

También durante la menstruación, si una mujer tiene un virus en su cuerpo, está prohibido tener relaciones sexuales sin protección.

Es especialmente arriesgado participar en el coito anal no convencional. Una persona que tiene una vida sexual con una persona infectada no es aconsejable usar pertenencias personales comunes, especialmente si puede haber gotas de sangre en ellas.

Por ejemplo, accesorios de afeitado, artículos de manicura o un cepillo para limpiar los dientes, e incluso varias cosas para la higiene personal.

No olvide que el mayor riesgo de infección es posible a través de la sangre, y solo entonces, durante las relaciones sexuales.

Tipos de enfermedad

Anteriormente aprendimos cómo contraer el virus de la hepatitis C, pero todavía hay tipos de esta enfermedad.

Considere cómo puede contraer otras formas de la enfermedad, para saber dónde necesita ser más prudente para evitar la infección:

  • Hepatitis A, puede recogerse a través de heces y salivación. Esta enfermedad no es peligrosa para la vida y, con la ayuda de una terapia adecuadamente seleccionada, se puede curar en un par de meses.
  • Forma de dosificación de la hepatitis. Parece que si toma medicamentos que no son adecuados para usted durante mucho tiempo, tiene un gran efecto sobre el hígado.
  • Forma tóxica de la hepatitis. Se puede recoger cuando está en contacto con venenos y otros químicos, por lo que es vital usar un respirador, esta forma de enfermedad es fatal para los humanos.
  • Hepatitis B, C y F. Este virus se propaga a través de la sangre y, como hemos aprendido anteriormente, la madre puede transmitirlo al bebé si tiene el virus en su cuerpo.

Con una variedad tan amplia de formas de la enfermedad, un problema se está gestando: es un diagnóstico preciso de la forma de la hepatitis.

Los especialistas no tienen tiempo suficiente para determinar con precisión qué forma de la enfermedad y la etapa de su aparición.

Para hacer esto, se recomienda pasar pruebas para determinar la calidad y cantidad de una enfermedad viral en la sangre humana.

La enfermedad de formas tales como C y B puede infectar a las personas durante las relaciones sexuales, pero esto puede suceder muy raramente.

Pero en una de estas dos formas son completamente similares, es que estos virus pueden infectar a los humanos a través de la sangre. Y lo más peligroso es que la sangre se puede secar, pero aún tiene un virus.

Esta dolencia se puede detectar de varias maneras, y por lo general solo es necesario mantener relaciones sexuales sin pensar con un compañero que no está probado.

Pero no olvide que con el diagnóstico oportuno de la enfermedad, puede minimizar la posibilidad de infección.

¿Qué es la hepatitis?

La hepatitis es una enfermedad infecciosa aguda que altera el hígado, con un alto efecto inflamatorio, a menudo de naturaleza viral. El inicio de la enfermedad es similar a los síntomas de la gripe: dolor de cabeza, alta temperatura corporal, falta de energía y fuerza, dolores corporales. En este caso, la aparición de un tono amarillo de la piel es posible (el síntoma principal), cuando el hígado no puede procesar la bilirrubina y pasa a la sangre, cambiando el color de la piel. Lamentablemente, las estadísticas no son alentadoras, ya que cada año aumenta el número de personas infectadas, especialmente en la categoría de virus B y C. La cifra oficial es de 2 mil millones de portadores de la enfermedad en el mundo, y solo se identifican personas, y cuántos de los que no acudieron al médico y viven. Sin saber qué duele - desconocido. En este caso, la edad de los pacientes disminuye anualmente. La verdadera causa de la aparición del virus y los medios de contacto solo se puede establecer en el 60% de los casos.

La aparición del virus de la hepatitis en el cuerpo del paciente puede ocurrir a través del tracto gastrointestinal (solo A y E) o cuando se contacta con la sangre de una persona infectada. Existe un riesgo de transmisión de virus de embarazadas al feto durante el parto o durante la lactancia, si hay grietas o heridas abiertas en el tórax. La posibilidad de infección de esta manera es baja. La transmisión del virus a través del intercambio de platos, ropa, besos, conversación es imposible.

Formas de la hepatitis C

Hay 2 formas clínicas principales de hepatitis:

  1. La forma aguda es un deterioro agudo en la salud del paciente, falla de la funcionalidad hepática. Aparece como resultado de virus o envenenamiento con venenos potentes. Esta forma puede desaparecer en un paciente sin tratamiento especial.
  2. Forma crónica: es en realidad una enfermedad asintomática, no aparece desde hace mucho tiempo. La causa es el envenenamiento por alcohol (alcohol etílico). Ignorar tal enfermedad puede causar cirrosis del hígado y, como consecuencia, el desarrollo de cáncer.
Volver a la tabla de contenidos

Formas de infección

La penetración más fácil, el virus de la hepatitis A, llega al paciente a través de la cavidad bucal a partir de productos sin lavar, agua contaminada y no se siguen las reglas de higiene personal. Conduce a la ictericia, que causa un daño irreparable a la membrana mucosa del tracto gastrointestinal. La penetración del virus es posible tomando medicamentos, a través de inhalación e inyección.

Hepatitis viral, que se transmite sexualmente, hepatitis C. Puede atravesar la sangre y dañar la mucosa. Un hombre que no usa anticonceptivos puede infectarse fácilmente o ser infectado con un virus. El período de incubación para la manifestación de dicha enfermedad dura, en promedio, 2 semanas. Acompañado por picazón severa de los genitales, aparición de úlceras, heridas, presencia de sangre en la orina.

De manera similar, la sangre y las relaciones sexuales pueden infectarse con el virus D, especialmente si la mujer tiene daño en la mucosa vaginal. Este tipo de peligro es posible transición a la forma crónica con la destrucción del hígado. El virus E se transmite, como A, a través de los alimentos o el agua, también al interactuar con la sangre infectada, pero no es típico de nuestros países. Las personas que son adictas a las drogas, o las mujeres en la prostitución, o que tienen hemofilia, son susceptibles a la infección con el virus de la F. Si anteriormente tenían este virus, es posible que la infección de ictericia se repita en el futuro. Forma mutada de hepatitis C: el virus G, se transmite por la sangre o ingresa durante las relaciones sexuales sin el uso de anticonceptivos protectores. Provoca cirrosis y el desarrollo del cáncer.

Transmisión sexual de la hepatitis.

Obtener el virus de la ictericia es posible con el contacto sexual entre hombres y mujeres. El riesgo de infección durante el sexo no supera el 4%. Las relaciones sexuales protegidas reducen esta probabilidad a prácticamente cero. Heridas, cortes, desgarros de las membranas mucosas de los órganos genitales, daños en la piel y el proceso de contacto con la sangre se convierte en la causa de la infección de hombre a mujer, y viceversa. Por lo tanto, cuando se le pregunta si se responde a la hepatitis transmitida sexualmente, sí, si las parejas no usan condón y tienen daños en el tegumento de los genitales. La hepatitis C y la vida sexual solo son posibles con el uso de un condón, aunque no existe una garantía del 100% para protegerse y no aquí.

¿Qué contribuye a la infección y aumenta el riesgo de infección en mujeres y hombres?

Destacando los puntos principales que contribuyen a la infección y aumentan el riesgo, llamamos:

  • abuso de alcohol y drogas
  • adicción a las drogas
  • promiscuidad, sexo desprotegido,
  • Uso de artículos no estériles en salones.
  • tatuajes y perforaciones en lugares no certificados, no probados,
  • baja inmunidad
  • sin tener en cuenta los síntomas,
  • falta de higiene personal,
  • Comer sin lavar, alimentos no procesados ​​y agua contaminada.

La principal vía de infección con el virus de la ictericia es a través de la sangre. En consecuencia, cualquier contacto de la sangre de una persona infectada con la sangre de una persona sana provoca la transmisión del virus. La infección durante el sexo es rara y no es el método principal de propagación de la enfermedad. Amplia área de riesgo - personas con adicción a las drogas. Inyectar medicamentos con una jeringa con un paciente es una forma directa de contraer la enfermedad. Al elegir una pareja sexual, es útil para hombres y mujeres entender cómo evitar la transmisión sexual de la hepatitis C.

Infección con la intimidad.

El hecho de la infección se convierte en un problema no solo para el portador del virus, sino también para las personas que lo rodean, especialmente aquellos que están en contacto cercano con él. La probabilidad de contraer hepatitis C de un esposo o esposa aumenta cuando no se siguen las reglas de seguridad elementales y el virus pasa rápidamente a una persona sana.

Es importante recordar que la concentración máxima de patógenos está en la sangre, pero en el semen y en las secreciones vaginales también está presente en un volumen pequeño.

El riesgo de infección de la pareja sexual no supera el 5%. Cuando se usa un condón, la probabilidad de transmisión del virus se reduce a casi cero.

El grupo de riesgo incluye parejas que prefieren el sexo agresivo. Fue debido al hecho de que cuando la membrana mucosa se lesiona, la sangre contaminada entra en contacto con el fluido biológico de una persona sana. En este caso, la probabilidad de infección aumenta varias veces. La violación de la integridad del tegumento también se puede observar durante el sexo anal.

Además, el grupo de riesgo incluye aquellas parejas que no abandonan la íntima durante la menstruación. La salud de un hombre está en riesgo.

Para minimizar la posibilidad de infección, ambos miembros de la pareja deben controlar el estado de la membrana mucosa del tracto reproductivo y someterse rápidamente a un tratamiento de erosión y enfermedades inflamatorias.

¿Puedo contraer hepatitis C de mi esposo mientras beso?

La saliva tiene un contenido significativamente menor de agentes patógenos y, por lo tanto, la infección a través de los besos es extremadamente rara. Sin embargo, debe recordarse que con la exacerbación de la enfermedad, la concentración de patógenos en entornos biológicos aumenta significativamente, lo que aumenta el riesgo de infección.

La probabilidad de transmisión de agentes patógenos aumenta con la presencia de membranas mucosas lesionadas en la cavidad oral.

Si el cónyuge sufre de estomatitis, el virus puede ir fácilmente a su esposa. Es especialmente peligroso cuando la integridad de los tejidos de la boca también se ve afectada en una mujer. En este caso, se produce el contacto con la sangre y la transmisión directa de la infección a la pareja.

Transmisión de la infección en la vida cotidiana.

Es importante recordar que el riesgo de infectar a un ser querido está presente no solo a través del contacto directo con él (sexo, beso), sino también en la vida cotidiana. La probabilidad de infección en este caso es mucho menor, pero hay que recordar al respecto.

El patógeno se puede almacenar en una gota de sangre en una navaja de afeitar, tijeras, cepillo de dientes o toallita. Si una persona sana se aprovecha de un objeto contaminado y lesiona la piel, puede infectarse. Después de la penetración del virus en la circulación sistémica, comienza el período de incubación, durante el cual los síntomas clínicos están ausentes y la enfermedad ya está en desarrollo.

Para proteger a un ser querido de una infección, debe usar solo sus artículos de higiene.

¿Quién es más peligroso: un portador de virus o un paciente?

Para averiguar quién es más peligroso en términos de infección: el paciente o el portador de la infección, debe tener una idea general de ellos. Una persona con una etapa activa de hepatitis a menudo se convierte en la causa de la infección de la pareja sexual. Esto se debe a una alta carga viral, es decir, una alta concentración del patógeno en la sangre. Para la infección, una pequeña cantidad de material biológico es suficiente.

Si consideramos el portador del virus, no es tan peligroso. El hecho es que con un alto nivel de protección inmunológica, los agentes patógenos tienen una concentración relativamente baja y no son capaces de causar hepatitis. En este sentido, la infección ocurre solo después de que una gran cantidad de sangre haya penetrado en una persona sana.

A pesar de esto, el riesgo de transmisión del virus está presente en ambos casos, lo que requiere el cumplimiento de medidas preventivas. Para evitar la activación de patógenos, necesita:

  1. Excluir completamente las bebidas alcohólicas y bajas en alcohol,
  2. adherirse a la nutrición dietética (tabla No. 5), gracias a la cual es posible reducir la carga en el hígado, restaurar la estructura de los hepatocitos (sus células) y también prevenir la colestasis (estancamiento de la bilis),
  3. Limita la actividad física y controla tu estado psicoemocional,
  4. monitorear la actividad de enfermedades comórbidas, especialmente de naturaleza infecciosa,
  5. Controle estrictamente la dosis, así como la duración de la administración de medicamentos que son tóxicos para el hígado.

Plan de encuesta

La pareja debe ser examinada completamente en la etapa de planificación del embarazo.

Para proteger al bebé de la hepatitis, es necesario tomar todas las precauciones. Ввиду того, что передача возбудителей происходит в процессе родовой деятельности, врачи рекомендуют проведение кесарево сечения.

Для выявления вирусоносителя назначаются следующие виды лабораторных исследований:

  1. buscar anticuerpos que son sintetizados por el sistema inmune en respuesta a la penetración de la infección en el cuerpo,
  2. Identificación del material genético del patógeno en la sangre.
  3. bioquímica: brinda la oportunidad de evaluar la gravedad de la enfermedad en función de la dinámica de los cambios en los índices hepáticos. Para ello, se analizan los niveles de fosfatasa alcalina, transaminasas (ALT, AST), albúmina, fracciones totales y bilirrubinas.

El diagnóstico de laboratorio permite establecer el hecho de la infección en la etapa preclínica, que es extremadamente importante para el inicio temprano de la terapia. La severidad de las complicaciones y la vida del paciente dependen de esto.

En cuanto a los diagnósticos instrumentales, no siempre es informativo. En la etapa inicial, no hay cambios específicos en el hígado que indiquen una enfermedad. Sólo con su degeneración cirrótica son áreas visibles de tejido conectivo en lugar de hepatocitos muertos.

Para determinar la severidad de los cambios en el órgano se le asigna una biopsia o elastografía. Su tarea es un estudio objetivo del hígado, que permite, junto con las pruebas de laboratorio, confirmar la hepatitis C.

Medidas preventivas

A pesar del contacto diario de los cónyuges, todavía existe la posibilidad de evitar la infección. La condición principal es ser cauteloso y cumplir con el asesoramiento preventivo a ambos socios. Desafortunadamente, el 100% no puede protegerse de la infección, porque en la actualidad aún no se ha desarrollado una vacuna específica contra el patógeno.

Aquí están las reglas básicas necesarias para prevenir la infección:

  • controlar el estado de las membranas mucosas de los genitales y tratar rápidamente las enfermedades asociadas con la violación de la integridad del integumento (erosión, úlceras),
  • Evite el contacto con la sangre del paciente en caso de traumatismo de la piel. El tratamiento de heridas debe llevarse a cabo con guantes y limpiar a fondo las herramientas con desinfectantes después de la manipulación.
  • rechazar la intimidad durante la menstruación (con infección de la esposa),
  • Use tijeras de uñas personales, maquinilla de afeitar y toalla,
  • Hágase la prueba regularmente, que incluye un análisis de sangre. Durante el diagnóstico, se establece la carga viral y se determina la etapa de la patología.
  • Busque atención médica cuando aparezcan los primeros síntomas de enfermedades concomitantes. Esto es necesario para prevenir una disminución de la inmunidad, ya que en este contexto es posible la exacerbación de la hepatitis.
  • Observar estrictamente la prescripción del médico para el tratamiento de la enfermedad.
  • usar condones

Desafortunadamente, muchos pacientes buscan la ayuda de un médico en la etapa de complicaciones. Especialmente a menudo, los trabajadores de la salud, los drogadictos, los clientes de salones de belleza dudosos, así como las personas que necesitan transfusiones de sangre regulares (experiencias de sangre) sufren de hepatitis infecciosa.

Si una infección de una mujer de su cónyuge ha ocurrido, es importante recordar que el patógeno no puede pasar a través de la barrera placentaria. En este sentido, su embarazo no está contraindicado. Al mismo tiempo, el período de lactancia se vuelve peligroso si la madre tiene grietas en los pezones. En este caso, el VHC puede transmitirse a través de la sangre. La infección del lactante se acompaña de una rápida cronización del proceso infeccioso-inflamatorio, que a menudo no está completamente curado.

Características de la transmisión del virus.

La mayoría de las personas asocian la hepatitis con ictericia y cirrosis hepática. De hecho, a veces la enfermedad se detecta solo cuando ocurren estas condiciones, lo que no siempre indica la etapa inicial.

Hay varios grupos de hepatitis:

  • Viral, que a su vez se divide en A, B, C, D, E y otros.
  • Hepatitis bacteriana, por ejemplo, sífilis o algunas otras enfermedades infecciosas.
  • Hepatitis tóxica que ocurre después del uso (más a menudo cuando se excede la dosis) de drogas, alcohol y sus sustitutos, otras sustancias químicas.
  • Hepatitis autoinmune.

Cada una de las variedades tiene sus propias características de flujo. En la actualidad, algunos de ellos son susceptibles de un tratamiento eficaz especial, y el otro consiste únicamente en terapia y observación sintomática.

De hecho, enfermarse de hepatitis es fácil, puede hacerlo en el salón de cosmetología, peluquería o en una fiesta, incluso en casa. A veces, una sola aguja con una aguja infectada es suficiente.

Hepatitis A y E

Entre las hepatitis virales, las más "inofensivas": A. A menudo se la llamaba "enfermedad de Botkin o manos sucias" en la época soviética. Esto se debe al hecho de que la principal vía de infección con hepatitis A es fecal-oral, es decir, Con productos sin lavar y en caso de incumplimiento de las normas de higiene personal.

Una persona que es portadora de virus o está enferma de hepatitis en una forma latente y anictérica, libera microorganismos patógenos junto con las heces. Con las aguas residuales, los virus pueden migrar en distancias bastante largas. Además, con las frutas sucias, las verduras, el líquido para beber (si no lo hierves) y solo las manos sin lavar, entra en el tracto gastrointestinal. El virus es resistente al ambiente ácido del estómago, después de lo cual se transfiere a las células del hígado con el flujo sanguíneo.

El período de incubación es de 15 a 30 días. Después de la hepatitis viral A transferida, permanece la inmunidad de por vida a la enfermedad, por lo que es imposible infectarse nuevamente.

La hepatitis E en sus síntomas y el cuadro clínico es muy similar a A. La única diferencia es que, además de la vía fecal-oral, se transmite por vía parenteral (a través de la sangre).

Hepatitis B y D

La hepatitis B es causada por el virus que es el más estudiado. Incluso hay una vacuna que se administra a los niños al nacer y luego se repite unas cuantas veces más, lo que brinda inmunidad de por vida a la enfermedad. Además, la vacunación se lleva a cabo en grupos de riesgo para mantener la protección contra el virus a un nivel adecuado, en particular, esto se aplica a las especialidades quirúrgicas de los médicos y todos aquellos que a menudo están en contacto con la sangre.

Pero todavía hay casos de infección con el virus de la hepatitis B, que se debe a su variabilidad, varias mutaciones, como resultado de lo cual la inmunidad no reconoce tal patógeno.

La hepatitis D se desarrolla en el cuerpo humano solo en presencia de B. La existencia conjunta de los dos virus agrava tanto el cuadro clínico de la enfermedad como el pronóstico. Pero, lo que es extremadamente importante, la vacunación contra la hepatitis B protege simultáneamente contra D.

Las formas de transmisión de enfermedades siempre están asociadas con el contacto con la sangre. Podemos distinguir los principales:

  • Sexualmente La probabilidad de transmisión es mayor, hubo microtraumas, abrasiones, etc., durante las relaciones íntimas sin protección de barrera. A veces son invisibles para mujeres y hombres. Muy a menudo, la hepatitis se transmite a través de relaciones sexuales ocasionales bajo la influencia del alcohol u otros psicoestimulantes. Los condones protegen contra la enfermedad en este caso. Las personas a menudo se preguntan si pueden contraer hepatitis durante la menstruación durante las relaciones sexuales. De verdad El riesgo de enfermarse es cientos de veces mayor, incluso usando condones.. Pero el virus debe estar presente en concentraciones significativas en la sangre de una persona enferma.
  • Durante el parto natural, así como realizado por cesárea. Los virus de la hepatitis B pueden cruzar la barrera placentaria, por lo que existe el riesgo de que la madre enferma infecte al bebé durante el embarazo.
  • Para intervenciones de sangre artificial: Transfusión de sus componentes, cualquier tipo de inyección con incumplimiento de las normas de esterilidad. También es posible infectarse en salones de belleza, si no sigue las reglas de las herramientas de procesamiento en el caso de su uso repetido o en aplicaciones múltiples inicialmente desechables. Por lo tanto, lo más frecuente es que esto se observe al afeitarse y cortarse el cabello o realizar manicuras / pedicuras, perforaciones, tatuajes, etc.

Esta es una de las hepatitis virales más peligrosas, para la cual no existe un tratamiento realmente efectivo y tampoco existe una vacuna. La hepatitis C con mayor frecuencia conduce al cáncer y a la cirrosis del hígado (cada quinto enfermo). Aunque todo depende de la reactividad individual del cuerpo y la respuesta a la terapia.

Se cree que la hepatitis C es un marcador del VIH. Esto se explica por el hecho de que en el 50% de los casos de enfermedades se combinan estas enfermedades. Esto se debe al hecho de que ambas infecciones tienen la misma ruta de transmisión. La combinación de hepatitis C y otras especies a menudo conduce a un curso grave de la enfermedad, por lo tanto, cuando se detectan estos virus, se lleva a cabo una vacunación adicional obligatoria contra B y A. Métodos de transmisión de esta infección:

  • La hepatitis C, a diferencia de otros virus y el VIH, se puede adquirir incluso con un contacto mínimo con la sangre, mientras que otras enfermedades requieren una cantidad relativamente grande de la misma. Por lo tanto, todos los cirujanos operantes, enfermeras de procedimientos, así como aquellos que a menudo tienen que transfundir componentes sanguíneos, realizan la absorción (en el caso de insuficiencia renal, por ejemplo) son los principales grupos de riesgo. Los usuarios de drogas inyectables también son una fuente de infección: casi el 90% de ellos tiene hepatitis C y VIH.
  • Durante el embarazo y el parto, así como la lactancia materna, la madre puede transmitir el virus al bebé. El número de viriones en la sangre depende tanto del modo de parto (natural o de cesárea) como de la posibilidad de lactancia en una mujer.
  • Al compartir productos de higiene: limas de uñas, tijeras, varias pinzas y similares en el caso de que alguien esté infectado. También incluye todos los salones de belleza y lugares donde se realizan manipulaciones aparentemente inocuas (manicuras, pedicuras, piercings, tatuajes, etc.) con un manejo inadecuado de las herramientas, en los "salones de casa".
  • Además, el virus de la hepatitis B se transmite de manera activa a través del sexo sin protección del condón. En este caso, la enfermedad se puede adquirir más a menudo de una mujer enferma que de un hombre. El sexo durante la menstruación con hepatitis C es especialmente peligroso cuando se analizan altos niveles de virus en la sangre.
  • Con transfusiones de sangre. Hoy en día, hay bastantes casos de registro de la enfermedad en personas mayores de 40 a 50 años. El hecho es que la hepatitis C también se conoce como un "asesino dulce" por el hecho de que durante muchos años el virus puede estar en un estado "dormido" y de ninguna manera se manifiesta.

En cuanto a las personas mayores de 40 años, algunos médicos mostraron un patrón: la mayoría de ellos eran donantes de sangre en un momento en que el nivel de esterilización de las salas de recolección de sangre y las ayudas para la manipulación eran bajas. Es por esto que muchos estudiantes en ese momento (es decir, que a menudo donaron sangre para obtener un tiempo libre legal y otras ventajas) obtuvieron un virus tan peligroso que se mostró mucho más tarde.

  • Odontología, ginecología, cirugía son precisamente aquellos departamentos u oficinas donde existe una alta probabilidad de estar infectados con un virus. El hecho es que, a veces, el personal subalterno trata la esterilización de elementos para procedimientos de manera descuidada, el propio aparato de tratamiento se puede romper y, como es bien sabido, el virus de la hepatitis C es muy tenaz, lo que conduce a la infección.

Los tipos restantes de hepatitis viral están mucho menos estudiados por varias razones. En primer lugar, debido a la no prevalencia, y en segundo lugar, debido a las formas frecuentes y pasadas de forma independiente. Las principales formas de transmisión son sexuales y parenterales (a través de la sangre). El tratamiento es solo sintomático, no hay vacunación.

Mira el video sobre la hepatitis C:

Hepatitis toxica

Este grupo de enfermedades con inflamación del hígado se produce debido al uso de una cantidad excesiva de productos químicos. Estos pueden ser venenos de plantas (hongos pálidos y otros), sustitutos del alcohol (alcohol metílico, etc.), tabletas (paracetamol, ibuprofeno, anticonceptivos hormonales orales, por ejemplo), desechos industriales (tetracloruro de carbono) y varios grupos similares de sustancias.

La hepatitis ocurre después de que el reactivo ingresa al cuerpo a través de los sistemas digestivo y respiratorio, la piel, etc. Estas personas no representan ningún peligro para los demás y no pueden infectar a otros.

Hepatitis bacteriana

Representan una gran amenaza para los demás. Estas hepatitis se producen en el fondo de algunas enfermedades infecciosas existentes. Los agentes causales de la enfermedad subyacente, que entran al hígado, causan inflamación en sus tejidos. Por ejemplo, este puede ser el caso de la sífilis, la rubéola, el citomegalovirus, la leptospirosis y otras dolencias.

El peligro de una persona enferma está en el período agudo cuando puede infectar la patología principal de otra. Pero si la hepatitis se desarrolla o no depende de las propiedades individuales del organismo.

Hepatitis autoinmune

Este grupo de enfermedades también es muy peligroso debido al alto porcentaje de complicaciones, en particular, la cirrosis del hígado. Pero estas personas no representan ninguna amenaza para los demás, ya que la enfermedad es una consecuencia de la respuesta incorrecta de su propio sistema inmunológico. El hecho es que percibe las células hepáticas como agentes extraños y comienza a destruirlas.

Vida con hepatitis

La hepatitis viral es socialmente significativa, ya que incluso los portadores asintomáticos pueden provocar la infección de personas sanas. El desarrollo de las especies restantes depende en gran medida del estado de la salud humana (autoinmune) y de su estilo de vida (tóxico). No son una amenaza para los demás.

Cabe señalar que los virus de la hepatitis son muy insidiosos. Existe algo como un período de latencia o "período de ventana". En este momento, los virus ya han ingresado al cuerpo humano y comenzaron a multiplicarse, pero la enfermedad no se manifiesta clínicamente ni siquiera en el laboratorio (según los análisis, incluso los específicos). Muy a menudo es durante este período que el portador infecta a otras personas, ya que ni siquiera asume que está enfermo.

También es importante cuál es la concentración de virus en el cuerpo en los humanos. El número de ellos puede ser determinado por estudios especiales. Por lo tanto, si el nivel está "fuera de escala", la probabilidad de infección es alta y si solo circulan cantidades únicas en la sangre, el riesgo es mucho menor.

Además, a menudo solo ciertos elementos de los virus se determinan en la sangre, algunos infectólogos consideran que esta forma es un estado de portador crónico, mientras que otros no aíslan a estas personas.

Por lo tanto, cualquier persona debe ser tratada como potencialmente infectada. Quizás todavía no lo sepa.

¿Es posible infectarse durante el sexo?

La vía sexual es la principal para la transmisión natural de la hepatitis (no incluye varias manipulaciones con la sangre). Siempre hay un riesgo de infección si no usa condones. Se cree que pueden proteger contra estas infecciones.

Pero hay muchos matices. Por ejemplo, si una mujer tiene su período y la hepatitis C está en su etapa activa (una gran cantidad de virus en la sangre según el análisis de PCR), entonces la probabilidad de que un hombre se enferme es alta, si las relaciones íntimas están "en estos días". Esto se debe al hecho de que el flujo menstrual contiene casi tantos microorganismos patógenos como en el plasma.

También hay un mayor riesgo de infección durante las relaciones sexuales en las siguientes situaciones:

  • Durante las relaciones sexuales ocasionales. Esto se debe al hecho de que en la mayoría de los casos las parejas descuidan los recursos.
  • Sexo en el fondo de sustancias psicoactivas (bajo la influencia del alcohol, mezclas para fumar, etc.). Esto se explica por el hecho de que en estas situaciones, la probabilidad de microtraumas es mayor debido a los contactos violentos.
  • Con tipos no tradicionales de relaciones íntimas, en las que puede ocurrir una lesión, incluso si es insignificante.
  • Si uno de los compañeros tiene elementos inflamatorios en el área genital o en la cara. Por ejemplo, herpes o grietas en los labios, etc.

El riesgo de contraer el virus de la hepatitis B es mínimo en las parejas (si son fieles) cuando se usan condones y se siguen las medidas básicas de seguridad.

Menstruación con hepatitis

El hígado es responsable del metabolismo de las hormonas sexuales, así como de la síntesis de varias proteínas y sustancias biológicamente activas, por ejemplo, factores de coagulación de la sangre. Por lo tanto, los cambios graves (cirrosis, necrosis, etc.) en este órgano pueden provocar trastornos menstruales. Como regla general, esto no es una hepatitis "fresca".

Además de la violación de la ciclicidad, pueden ocurrir largos períodos con la hepatitis C y otros tipos de la misma. Esto se debe a una violación del sistema de coagulación de la sangre, cuyos factores se forman en el hígado.

Además, el estrés, las experiencias psico-emocionales de una mujer, cuando aprende sobre la presencia de hepatitis en sí misma, puede conducir de manera independiente a trastornos menstruales y fracasos, tanto a hemorragias como a retrasos. Por lo tanto, cada situación debe ser considerada por separado. Solo un especialista después del examen puede determinar la verdadera razón de los cambios.

Cómo hacerse la prueba

El control sobre el tratamiento de la hepatitis no viral pasa durante el tratamiento principal. El médico decide la necesidad de observación adicional teniendo en cuenta toda la situación clínica. A menudo, no se requiere un registro adicional, y especialmente de por vida, de tales pacientes.

En cuanto a la hepatitis viral (a excepción de A y E), en la mayoría de los casos es necesario someterse regularmente a pruebas que reflejen el curso del proceso patológico y el estado de los órganos internos.

Muchas mujeres especifican si es posible donar sangre para la hepatitis durante la menstruación. No hay diferencia fundamental. На качественное и количественное определение вирусов, а также различные биохимические показатели и другие необходимые исследования менструация не повлияет значительно.

Постоянного наблюдения требуют хронические формы гепатитов, в том числе вирусных. Основные исследования, которые необходимо сдавать:

  • hemograma completo
  • coagulograma (indicadores de coagulación),
  • análisis bioquímico de sangre con la determinación obligatoria de enzimas hepáticas (ALT, AST, transaminasas),
  • ultrasonido de hígado,
  • Determinación cualitativa (método de PCR) y cuantitativa de copias virales en la sangre.

La frecuencia del parto está determinada por el médico tratante o el especialista en enfermedades infecciosas según la situación clínica. Además, si es necesario, la lista se puede ampliar.

Recomendamos leer el artículo sobre la menstruación para el VIH. De ella aprenderá sobre las peculiaridades de la menstruación en presencia de un virus en el cuerpo, el efecto de la enfermedad en el sistema reproductor femenino, así como el efecto de los medicamentos contra el VIH en el ciclo menstrual.

Reglas generales de conducta en la sociedad.

La principal vía de transmisión de la hepatitis viral es parenteral, así como sexual. Por lo tanto, no debe ponerse en contacto con la sangre de extraños, y también es mejor evitar las conexiones íntimas casuales o usar condones sin falta.

Recomendaciones básicas para la prevención de infecciones:

  • Higiene personal - prevención de la hepatitis A y E.
  • Si es posible, realice manipulaciones cosméticas con instrumentos personales o desechables. En caso de manipulaciones repetidas, es necesario asegurarse de que el tratamiento sea correcto: los virus de la hepatitis no mueren a causa de los efectos del alcohol, solo la esterilización es efectiva. Es mejor abandonar el corte de manicura y pedicura, donde existe una violación de la integridad de la piel. Es importante En la sangre congelada, el virus de la hepatitis C está activo durante otras 72 horas y puede infectar a otra persona.
  • No utilice productos de cuidado personal de extraños (cepillos, pinzas, limas de uñas, etc.).
  • Es imposible infectarse a través de la piel y las membranas mucosas durante los apretones de manos, usando los mismos utensilios y en otros momentos del hogar (característicos de la hepatitis A, B).
  • La adicción a las drogas es el camino a la hepatitis C y al VIH.
  • En los grupos de riesgo deben vacunarse contra el virus B y C.

La hepatitis es una enfermedad hepática grave de carácter inflamatorio. Después de todo, este cuerpo es la "planta" para la eliminación y el procesamiento de todas las sustancias que ingresan al cuerpo. Además, el hígado es el lugar principal del metabolismo para la mayoría de las hormonas, enzimas, etc. La hepatitis viral es la más peligrosa en su predicción para la vida humana. Por lo tanto, es importante evitar una posible infección y detectar la enfermedad a tiempo.

Características del curso de la hepatitis C.

La hepatitis C es una enfermedad viral grave en la que la destrucción de las células hepáticas y la formación de cicatrices que consisten en tejido fibroso en su lugar se producen de forma lenta pero segura. El cuerpo pierde gradualmente su funcionalidad. Con el tiempo, la hepatitis de este tipo hace que una persona sea mortal debido a la cirrosis o la degeneración maligna de las células hepáticas.

Se considera que el peligro principal es el curso asintomático de la enfermedad, cuando el paciente, incluso sin saberlo, es la fuente de la infección.

En comparación con la hepatitis A, cuyo virus es detectado por las células protectoras del cuerpo, se neutraliza y se excreta, el virus de esta patología, una vez en el hígado humano, se adapta hábilmente allí y, a menudo, permanece para siempre. Aproximadamente el 70% de los pacientes con el virus de la hepatitis C detectado adquieren su forma crónica, que se considera incurable.

Los científicos médicos están trabajando en este problema. Recientemente, se ha utilizado todo un grupo de medicamentos fabricados de acuerdo con las últimas tecnologías que destruyen efectivamente el virus para tratar a los pacientes infectados. Estos incluyen interferones:

  • Reaferon
  • Intoron A,
  • Realdiron y otros

Pero el efecto de estos fondos no se comprende completamente, por lo que no debe confiar en ellos por completo. La terapia correcta solo puede ralentizar el desarrollo de la patología y llevar a una remisión estable.

Aún no se ha creado una vacuna para desarrollar una fuerte inmunidad a la enfermedad. Esto se debe a la peculiaridad del virus de la hepatitis C, que es capaz de mutaciones constantes. Por lo tanto, una persona que ha tenido hepatitis C una vez tiene todas las posibilidades de infectarse nuevamente.

Vía sexual de la hepatitis C

La principal vía de infección de la hepatitis C es la hematógena. Incluso una fracción de la sangre de una persona enferma y unos pocos segundos de tiempo serán suficientes para transmitir el virus.

El contacto sexual también puede ser por infección con hepatitis del tipo especificado. ¿Cómo va esto?

El agente causal de la infección no solo se encuentra en la sangre, sino en una pequeña cantidad de cualquier sustancia secretada por el cuerpo de una persona enferma (en el secreto vaginal de una mujer, el semen de un hombre). Una pequeña cantidad de secreción infectada generalmente no es suficiente para la infección.

Esto requiere la observancia de ciertas condiciones:

  • relaciones sexuales sin condones,
  • la presencia de cualquier daño a las membranas mucosas y la piel de los órganos genitales de las parejas sexuales,
  • Otras infecciones de transmisión sexual.

Los factores de riesgo para la propagación de esta infección deben ser considerados:

  • cambio de parejas sexuales
  • promiscuo
  • homosexualidad
  • Vih
  • tipos de sexo no convencionales (anal, oral)
  • Las relaciones sexuales durante el sangrado menstrual en una mujer.

Por lo tanto, la infección con la enfermedad infecciosa especificada ocurre durante el contacto sexual sin protección con una pareja infectada a través del microtrauma y la fisura de las membranas mucosas. El sexo oral no es una excepción a esta regla. En el entorno externo, el virus no es resistente y muere rápidamente, por lo que es imposible transferir la hepatitis C a través de gotitas en el hogar o en el aire.

Cualquier persona solo necesita llevar una vida sexual completa. Pero esto debe hacerse teniendo en cuenta todas las medidas de seguridad, sin exponer la vida y la salud de un ser querido a un peligro grave.

Conclusión sobre el tema.

Por lo tanto, una persona con hepatitis C tiene todas las posibilidades de llevar una vida plena normal: comunicarse con otras personas, tener relaciones sexuales con su ser querido, convertirse en padre. Pero al mismo tiempo, uno siempre debe recordar acerca de esta grave enfermedad y observar las reglas elementales para el comportamiento seguro en la vida cotidiana, en la vida cotidiana y en el sexo.

Formas en que el virus entra al cuerpo

La hepatitis tipo C afecta al hígado. La enfermedad fue diagnosticada recientemente, hace unos 15-20 años. Pero los médicos ya han identificado las principales formas de transmisión del patógeno de persona a persona.

La enfermedad se puede transmitir de las siguientes maneras:

  • durante la inyección. El agente patógeno se transfiere desde el portador a través de una aguja, que se usa muchas veces. Por esta razón, existe un gran porcentaje de personas infectadas con drogadictos,
  • durante las transfusiones de sangre,
  • de la madre al recién nacido. En este caso, el virus puede contraerse durante el embarazo. Existe el riesgo de infección del recién nacido mientras lo cuida. El virus de la leche materna no se transmite,
  • Al utilizar artículos de higiene personal. Esto se aplica a los cepillos de dientes, maquinillas de afeitar, etc.
  • Durante las visitas a dentistas. La transmisión de virus ocurre cuando el personal médico no cumple con las reglas y no procesa todas las herramientas y equipos usados.
  • durante la aplicación del tatuaje. Durante el procedimiento, los capilares están dañados y los dispositivos utilizados están en contacto directo con la sangre. Si la sala de tatuajes no cumple con las medidas higiénicas, aumenta el riesgo de infección,
  • Es posible infectarse con trasplantes de órganos. Pero aquí todo depende de la competencia y profesionalidad de los trabajadores médicos.
  • si una persona en su trabajo está constantemente en contacto con la sangre de los portadores del virus.

Como se puede ver en lo que antecede, todos estos métodos sugieren que el agente causal de la hepatitis tipo C se transmite a través de la sangre. Este "camino" se observa en el noventa por ciento de los casos. El virus penetra incluso a través de pequeñas heridas abiertas en la piel y la membrana mucosa, pero esta opción es rara.

El modo doméstico de transmisión de la enfermedad es imposible. El virus no ingresa al cuerpo a través de gotitas en el aire. Además, el proceso de transferencia no es posible a través de objetos cotidianos o comunicación personal con el transportista. Por esta razón, las personas infectadas con hepatitis C no pueden ser aisladas de la sociedad.

Él sigue viviendo y trabajando como una persona común y corriente.

En el diez por ciento de los casos, el patógeno penetra como resultado de las relaciones sexuales. Pero aquí se deben observar algunas condiciones. Esta "transferencia" se observa en presencia de daños en los genitales, relaciones sexuales traumáticas o si la conexión es intermitente.

¿Es posible contraer hepatitis C durante la menstruación? Esto sucede sólo en un caso. Una niña puede enfermarse si el novio, su pareja, es el portador del virus y las relaciones sexuales ocurren durante la menstruación. Pero si tienes relaciones sexuales protegidas, es imposible contraer un virus.

La hepatitis C también ingresa al cuerpo a través de la menstruación si no se siguen las medidas de higiene personal. Durante este período, la salud de la mujer se debilita y es fácilmente susceptible a la enfermedad.

Menstruación durante la enfermedad

El período de la menstruación afecta el estado del cuerpo de la mujer. Además, la enfermedad puede dejar su huella. Esto puede llevar a la pregunta, la hepatitis C y la menstruación están relacionados.

Con esta combinación, se puede observar lo siguiente:

  1. Todos los síntomas del síndrome premenstrual (síndrome premenstrual) se agravan. El dolor abdominal inferior es más pronunciado. Hay un cambio frecuente de humor, depresión prolongada y estrés psicológico severo.
  2. Otra manifestación de esta combinación es la menstruación tardía o precoz. Mensualmente con hepatitis tipo C puede comenzar unos días antes. Como resultado, la sangre entra en contacto con la ropa de cama y la cama, lo que aumenta el riesgo de infección para otras personas. Con retrasos aumenta la carga nerviosa sobre la mujer.
  3. La hepatitis, incluido el tipo C, afecta al hígado. El órgano está directamente relacionado con los procesos de formación de la sangre. En este sentido, existe una violación de la coagulabilidad. Este factor lleva a largos periodos.

Otro vínculo entre los ciclos menstruales y la enfermedad de hepatitis tipo C son las manifestaciones durante el período de tratamiento. Más a menudo se utiliza para este interferón. Esta droga afecta a todo el cuerpo. Además, hay numerosos efectos secundarios. Todo esto conduce a mayores manifestaciones de malestar de la menstruación.

Medidas preventivas

Para no infectarse durante la menstruación, debe tener cuidado. En primer lugar, en tal situación, se observan medidas preventivas.

Para no "permitir" que el virus entre en su cuerpo, las mujeres deben seguir las siguientes recomendaciones:

  • Mayor riesgo de infección a través del sexo sin protección. Por lo tanto, las relaciones sexuales deben estar necesariamente utilizando un condón de látex,
  • otra regla se refiere a productos de cuidado personal. Es necesario separar las tijeras de uñas, servilletas, almohadillas y todo lo demás de otras cosas,
  • Realiza cuidadosamente los procedimientos higiénicos. Las gotas de sangre no deben caer en el lavamanos, el inodoro y otros artículos de uso común,
  • El virus de la hepatitis C es "persistente" y tolera fácilmente estar en ambientes agresivos. Por esta razón, es necesario limpiar cuidadosamente las instalaciones.

Los médicos señalan que el riesgo de infección en las parejas es mínimo. Aquí observamos la constancia de los socios y la comprensión de los demás. Todo esto y la observancia de las medidas de higiene protegen de forma fiable a la mujer durante su período.

¿Cuál es la probabilidad de infección?

El patógeno está presente en cualquier fluido biológico infectado: sangre, saliva, secreciones vaginales, semen. La sangre menstrual no es una excepción, una cierta cantidad del virus está contenida en ella, por lo tanto, la infección con hepatitis C durante la menstruación es bastante posible.

Con una afinidad íntima única con el paciente, la probabilidad de transmisión es de 0.1 a 3%. Si el contacto sexual ocurre en el momento en que una niña tiene sangrado menstrual, esta cifra aumenta y no es tan importante qué pareja es infecciosa.

La probabilidad de infección durante el contacto sexual durante la menstruación aumenta en los casos de:

Falta de métodos anticonceptivos.

  • Alta actividad viral. La enfermedad se encuentra en una etapa aguda o la recaída ocurre en su forma crónica.
  • Una pareja sana tiene daño en la mucosa vaginal o en la piel en el área genital, lo que permitirá que el virus ingrese al torrente sanguíneo.
  • Relaciones sexuales agresivas. Las parejas pueden infectarse mutuamente con el sexo violento, que se acompaña de lesiones en las membranas mucosas.
  • La presencia de enfermedades de transmisión sexual. Tales enfermedades conducen a la inflamación y úlceras, que abren el camino para que el virus llegue al cuerpo.
  • Falta de anticonceptivos de tipo barrera.
  • La presencia de enfermedades inflamatorias del sistema genitourinario, especialmente aquellas que son capaces de recurrir.
  • Contacto sexual múltiple.

El curso de la enfermedad está estrechamente relacionado con el ciclo menstrual femenino, especialmente si la enfermedad es de larga duración y está progresando. La hepatitis C afecta al hígado, causando la alteración del metabolismo hormonal y la coagulación de la sangre a deteriorarse, lo que lleva a:

Abundante mensual

  • abundante largo mensual
  • Fallas del ciclo - retrasos o menstruación temprana,
  • aumento del dolor,
  • Agravación de los signos del síndrome premenstrual.

Formas de infección

Es posible infectarse con una enfermedad artificial o naturalmente. En el primer caso, el principal modo de transmisión es el hemocontacto (a través de la sangre). La infección a menudo ocurre con inyecciones múltiples con una jeringa única cuando se usan medicamentos (en 50-70% de los casos). El riesgo de infección está en pacientes que constantemente necesitan transfusión de sangre y hemodiálisis.

Un virus puede ingresar al cuerpo durante una operación quirúrgica, endoscópica o dental. En el 10% de los casos, la infección se produce durante los procedimientos médicos. No solo los pacientes están infectados, sino también los trabajadores de la salud que tratan con sangre. Cuando una aguja infectada corta o pincha una aguja, se enferman en promedio en el 15% de los casos.

La hepatitis C puede transmitirse en el proceso del tatuaje, perforando partes del cuerpo para el uso posterior de joyas (en violación de las normas de esterilidad de los instrumentos). La infección es posible al realizar manicura, pedicura, así como otros procedimientos cosméticos durante los cuales se realizan inyecciones, o existe el riesgo de lesiones en la piel.

También existe el riesgo de transmitir el virus si usted vive o tiene contacto cercano con los enfermos. Esto suele suceder cuando se utilizan las pertenencias personales del paciente. Uno de los casos especiales - estar en prisión.

Las formas naturales de infección incluyen:

  • Sexual La segunda vía de infección más común: representa el 15% de los casos de hepatitis C. El riesgo se reduce significativamente cuando se usan métodos anticonceptivos de barrera. Las personas que tienen múltiples conexiones con diferentes parejas, homosexuales, personas infectadas con otras enfermedades, incluidas las enfermedades de transmisión sexual, tienen la mayor posibilidad de enfermarse. Los contactos íntimos durante la menstruación también aumentan el riesgo.
  • Vertical - de la madre al virus. La infección en el período prenatal no se produce, porque el feto protege la placenta, pero durante el parto el patógeno puede ingresar al cuerpo del recién nacido, lo que ocurre en el 4-5% de los casos. Si la madre también es VIH-positiva, esta cifra aumenta a 15%. El riesgo es máximo con una carga viral alta y en presencia de patologías en la mujer parturienta, por ejemplo, desprendimiento de la placenta.
  • Germinativo: cuando un óvulo se infecta con una célula espermática que transporta el virus-patógeno.

Infección en el período prenatal.

En casos muy raros, el virus puede penetrar a través de heridas abiertas en caso de peleas, accidentes o lesiones. Los casos de transmisión del patógeno a través de la saliva se describen en presencia de varios factores contribuyentes: alta actividad del patógeno, sangrado de las encías u otros problemas de la cavidad oral.

Acción preventiva

Dado que la forma más común de ingresar al cuerpo del virus de la hepatitis C es el uso repetido de jeringas, los métodos de prevención en este caso se reducen al rechazo del uso de drogas, evitando el contacto con compañías de drogadictos y promoviendo un estilo de vida saludable.

Para minimizar el riesgo de infecciones de transmisión sexual, es necesario abandonar las conexiones íntimas numerosas, no tradicionales y aleatorias. Una condición importante para la prevención de infecciones: el uso de un condón, precaución para evitar lesiones en los genitales, abstenerse de tener relaciones sexuales durante la menstruación.

El personal médico está en riesgo, por lo que, como medida preventiva, deben usar guantes, ropa protectora, gafas, desinfectar la piel con regularidad y observar las precauciones de seguridad al tomar sangre e inyecciones.

La principal causa de infección en los recién nacidos es la reproducción activa del virus y las patologías asociadas con el embarazo. Para prevenir la infección del niño durante el parto, la madre debe ser examinada y examinada regularmente y, si es necesario, someterse a terapia con medicamentos aprobados. El diagnóstico de las infecciones debe realizarse antes del embarazo. Si se detecta hepatitis C, se prescribe un tratamiento, la cuestión de la planificación del parto se considera seis meses después.

Поскольку есть возможность инфицирования в ходе нанесения татуировок, проведения косметических и стоматологических процедур, важно выбирать проверенные клиники и салоны, соблюдающие правила безопасности:

  • персонал, контактирующий с клиентом напрямую, носит одноразовые перчатки,
  • инструменты стерилизуются и дезинфицируются,
  • проводится регулярная уборка,
  • Las agujas y jeringas se utilizan desechables.

La infección por hepatitis C durante las relaciones sexuales es el segundo método más común de transmisión del virus a una persona sana. El riesgo de infección aumenta si se produce intimidad durante la menstruación. Con una actividad viral alta, el patógeno puede transmitirse a un compañero, especialmente si hay daños en las membranas mucosas, la piel, las enfermedades del sistema urogenital y el abandono de los anticonceptivos de barrera.

Diferencias entre la hepatitis C y otros tipos infecciosos de inflamación del hígado.

La patología C es una de las más insidiosas entre las hepatitis. Debido a los síntomas borrosos, la enfermedad rara vez se detecta en el período agudo. La hepatitis C crónica no se trata. La vacunación también falta.

La patología a menudo conlleva oncología y un reemplazo fatal del tejido con fibras hemirúbicas (cirrosis). Estas enfermedades se diagnostican en el 20% de los infectados. El resultado se debe a las peculiaridades del cuerpo del paciente y su "respuesta" a las medidas terapéuticas.

La inflamación del hígado de tipo C se considera un marcador de inmunodeficiencia humana. Va en conjunción con la hepatitis la mitad de los infectados. Ambas enfermedades se transmiten de la misma manera.

Se observa una enfermedad grave cuando se combina con otros tipos de inflamación viral del hígado. Por lo tanto, la vacunación contra la hepatitis A y B es obligatoria. No hay vacunación de otras variedades de la enfermedad, como la C-patología.

La enfermedad infecciosa se transmite a través de la sangre y otros fluidos biológicos, por ejemplo, la saliva, el semen. Suficiente gota microscópica. Para otras hepatitis, se necesita una cantidad relativamente grande de fluido fisiológico.

Por lo tanto, el grupo de riesgo incluye:

  • cirujanos operadores
  • enfermeras procesales
  • Médicos que a menudo transfunden componentes sanguíneos y conducen a la absorción.

Muchos usuarios de drogas inyectables padecen hepatitis C en combinación con el VIH (virus de inmunodeficiencia humana).

La transmisión del patógeno también se lleva a cabo:

  1. Durante el embarazo, parto, alimentación. La concentración del patógeno en la sangre determina el método de administración y la posibilidad de lactancia.
  2. Si utiliza juntas con afeitadoras enfermas, accesorios de manicura. Por lo tanto, la infección puede ocurrir en la esteticista, en la sala de tatuajes. La infección es probable si los instrumentos no están desinfectados.
  3. Durante las relaciones sexuales sin protección. Puedes infectarte a través de la menstruación.
  4. Durante una transfusión de sangre. Hace una década, la verificación del material del donante era imperfecta. La enfermedad a menudo se registra en personas mayores de 40 años. Esto se debe al hecho de que durante muchos años el virus está en un estado latente y es casi imposible identificarlo.
  5. En los consultorios de odontología, ginecología y cirugía. Esto se debe a la negligencia del personal subalterno que es responsable de esterilizar los artículos para su manipulación. El virus de la hepatitis C es persistente, por lo que el riesgo de infección es alto.

La enfermedad suele transmitirse por vías sexuales y parenterales.

Si la enfermedad entra en una etapa crónica, solo es posible el tratamiento sintomático.

La naturaleza y composición del flujo menstrual.

Todas las mujeres experimentan regularmente el flujo menstrual. Este período tiene diferencias en relación con las características individuales del cuerpo, que afectan la duración del ciclo, el volumen y la naturaleza del sangrado.

Todos los meses 1-2 huevos maduran en los ovarios y lo dejan, moviéndose hacia la trompa de Falopio. Este proceso se llama ovulación. En el cuerpo, esto aumenta el contenido de una hormona llamada progesterona. Los órganos internos están experimentando un aumento del estrés, acelera el crecimiento de la membrana mucosa del útero. Si no se produjo la concepción, el ciclo reproductivo comienza de nuevo. Al mismo tiempo, el viejo endometrio es rechazado y pasa a través de la vagina con sangre. Este proceso se llama menstruación.

En consecuencia, en la composición de las secreciones están presentes:

  • La sangre, que se asocia con lesiones en los vasos destinados a alimentar el embrión,
  • células endometriales,
  • Uno o más huevos no fertilizados.

La diferencia entre el alta en pacientes de diferentes edades es significativa. Si se altera el estado de salud, la mujer experimenta estrés, el ciclo se acompaña de fuertes sensaciones dolorosas.

¿El virus de la hepatitis C penetra en el fluido menstrual?

Los expertos dicen que la presencia del agente causal de la enfermedad en la sangre menstrual es posible. La enfermedad se transmite a través de la sangre. Una cierta cantidad de ella se asigna durante la menstruación. Esto significa que el fluido puede contener un patógeno.

Este hecho aumenta el riesgo de transmisión sexual del virus si las relaciones sexuales sin protección ocurrieron durante la menstruación.

Generalmente a través de la patología mensual se transmite:

  1. Si el patógeno es altamente activo.
  2. En el curso agudo de la enfermedad.

Para prevenir un virus de una pareja a otra, es suficiente usar un condón. La anticoncepción de barrera elimina la infección, a diferencia de las velas anticonceptivas, tabletas, parches, espirales.

En el caso del sexo oral, las opiniones de los médicos diferían. Algunos dicen que la presencia de encías sangrantes o daños en las membranas mucosas contribuye a la transmisión del patógeno. Otros creen que las enzimas en la boca y el tracto gastrointestinal hacen que el virus esté inactivo.

Especialmente las personas están expuestas al desarrollo de procesos patológicos:

  • tener relaciones sexuales sin protección con una persona infectada
  • Prefiero las relaciones desordenadas polígamas.
  • homosexuales
  • prefiriendo actos sexuales agresivos en los que es posible el daño mecánico y el sangrado de las membranas mucosas,
  • Las relaciones sexuales en el fondo de la menstruación en una mujer.

Es importante utilizar métodos anticonceptivos de barrera durante la menstruación, sin importar quién esté enfermo, sea hombre o mujer.

El virus es inestable en el ambiente externo. Si la sangre se ha secado, el agente causal de la hepatitis probablemente murió. Por lo tanto, si la ropa de cama o la ropa están manchadas de sangre, es poco probable que se infecte. Debido a esta peculiaridad, se considera que el patógeno no se puede transmitir a través de la forma de contacto en el hogar.

¿El patógeno contiene secreciones vaginales?

La probabilidad de infección existe no solo en relación con el mensual.

El agente causante de la enfermedad está contenido en la sangre, así como:

  • en el semen de un hombre
  • En el secreto vaginal de la mujer.

La concentración del virus en ellos es pequeña, pero existe un cierto peligro. Durante el coito, existe la posibilidad de lesiones en los genitales. El virus puede penetrar a través de microdaños a las membranas mucosas. Según las estadísticas, es más probable que infecte a la pareja receptora. Por lo general es una mujer. Sin embargo, los homosexuales suelen sufrir. Pero las lesbianas rara vez se infectan, porque en la secreción vaginal el virus está contenido en una concentración más baja que en el semen.

Existen muchas reglas para evitar la infección durante las relaciones sexuales ocasionales, pero la opción más confiable es usar un condón.

Los médicos recomiendan abandonar la vida sexual promiscua y tienen una pareja regular. En este caso, incluso con un gay, el riesgo de infección es menor.

Es importante recordar que la probabilidad de infección es la misma que durante el sexo normal y anal.

La menstruación (menstruación) para la hepatitis aumenta significativamente el riesgo de infección.

La probabilidad de transmitir hepatitis a través de la menstruación.

La probabilidad de transmitir hepatitis a través de la menstruación durante el coito existe.

Esto puede suceder:

  1. Si la concentración de patógeno en la sangre es alta. El indicador se llama carga viral.
  2. En presencia de microtraumas en el pene.

Por lo tanto, no es necesario hacer contacto sin barrera anticonceptiva.

Con la hepatitis C, ciertos cambios ocurren durante la menstruación:

  1. La sintomatología del período premenstrual está aumentando. Una mujer tiene dolor severo, cambia su trasfondo emocional, hay depresión prolongada.
  2. La menstruación se retrasa o comienza demasiado pronto.
  3. La hepatitis es una patología del hígado que participa en el proceso de formación de la sangre. En la derrota de un órgano hay una violación de la coagulabilidad. En consecuencia, la menstruación se hace más larga.

Cuando la enfermedad empeora el estado psicológico de la mujer. Ella está constantemente experimentando estrés, por lo que el ciclo menstrual se rompe. La condición durante la menstruación empeora bajo la influencia del Interferón, que se usa para tratar la hepatitis C. El fármaco produce efectos secundarios que, en combinación con la menstruación, aumentan enormemente las molestias.

Experiencias de pacientes

A las mujeres les preocupa si puede contraer hepatitis durante la menstruación. Durante la menstruación, la pareja que lleva el virus puede transmitirlo a la pareja. Si el hombre tiene lesiones en el pene, puede infectarse durante las relaciones sexuales.

Un representante del sexo débil con microcracks en las paredes de la vagina también puede enfermarse. A través de la herida el patógeno entra en el torrente sanguíneo. Debe evitarse el sexo sin protección, respectivamente.

Si ocurre, es importante que se revise el virus para comenzar el tratamiento de inmediato. El paciente debe estar bajo la supervisión de un médico y realizarse regularmente un análisis de sangre para controlar el curso del proceso patológico y el estado de los órganos internos.

La sangre para la hepatitis puede ser donada durante la menstruación. La menstruación no afecta significativamente los parámetros bioquímicos y la definición del virus.

Si el análisis de sangre confirmó el diagnóstico, el especialista en enfermedades infecciosas recomienda someterse a un examen extenso. En particular, es necesario determinar el genotipo del virus. El plan de tratamiento depende de ello.

La supervisión constante por un médico es necesaria en el caso de la hepatitis crónica.

En este caso, se hace necesario hacer sistemáticamente:

  • examen general de sangre venosa,
  • coagulograma
  • Bioquímica con la determinación y cálculo de enzimas hepáticas.
  • Diagnóstico ecográfico del órgano afectado,
  • Reacción en cadena de la polimerasa.

La frecuencia con la que será necesario examinarlo depende de un especialista en enfermedades infecciosas, teniendo en cuenta el curso clínico de la enfermedad en un paciente en particular.

Opiniones de doctores

Los expertos dicen que la probabilidad de contraer hepatitis C durante la menstruación es pequeña, pero aún existen ciertos riesgos. Esto se debe a muchos factores, pero la mayoría de las veces la causa es una relación sexual sin protección. Por lo tanto, es importante evitar el contacto con la sangre de otras personas y el sexo casual. Asegúrese de usar un condón.

Para evitar la enfermedad, los médicos aconsejan:

  • No utilice herramientas usadas para manipulaciones cosméticas, tenga inventario personal.
  • No utilice los pinceles, limas, alicates, tijeras de otra persona.
  • Evitar el ambiente de los drogadictos. Más a menudo, la infección, especialmente el genotipo 3a, ocurre allí.

El hígado neutraliza, procesa sustancias entrantes y proporciona el metabolismo de hormonas, enzimas, produce bilis. El cuerpo es indispensable. Si la hepatitis causa cirrosis, solo un trasplante puede salvar la vida del paciente.

En consecuencia, es necesario tomar todas las medidas para prevenir la enfermedad. La higiene en los días críticos protegerá a una mujer y su pareja de la infección. Este consejo no debe ignorarse, ya que durante el período de menstruación el cuerpo se debilita y cede fácilmente a las infecciones.

Hepatitis viral

Para casi todas las hepatitis virales, la principal vía de transmisión es parenteral, es decir, a través de la sangre infectada. Este grupo es bastante diverso en términos de curso clínico, así como de resultados y proyecciones.

Entre las hepatitis virales, las más "inofensivas": A. A menudo se la llamaba "enfermedad de Botkin o manos sucias" en la época soviética. Esto se debe al hecho de que la principal vía de infección con hepatitis A es fecal-oral, es decir, Con productos sin lavar y en caso de incumplimiento de las normas de higiene personal.

Una persona que es portadora de virus o está enferma de hepatitis en una forma latente y anictérica, libera microorganismos patógenos junto con las heces. Con las aguas residuales, los virus pueden migrar en distancias bastante largas. Además, con las frutas sucias, las verduras, el líquido para beber (si no lo hierves) y solo las manos sin lavar, entra en el tracto gastrointestinal. El virus es resistente al ambiente ácido del estómago, después de lo cual se transfiere a las células del hígado con el flujo sanguíneo.

El período de incubación es de 15 a 30 días. Después de la hepatitis viral A transferida, permanece la inmunidad de por vida a la enfermedad, por lo que es imposible infectarse nuevamente.

La hepatitis E en sus síntomas y el cuadro clínico es muy similar a A. La única diferencia es que, además de la vía fecal-oral, se transmite por vía parenteral (a través de la sangre).

La hepatitis B es causada por el virus que es el más estudiado. Incluso hay una vacuna que se administra a los niños al nacer y luego se repite unas cuantas veces más, lo que brinda inmunidad de por vida a la enfermedad. Además, la vacunación se realiza en grupos de riesgo para mantener la protección contra el virus en el nivel adecuado, en particular, esto se aplica a las especialidades quirúrgicas de los médicos y todas las personas que a menudo entran en contacto con la sangre.

Pero todavía hay casos de infección con el virus de la hepatitis B, que se debe a su variabilidad, varias mutaciones, como resultado de lo cual la inmunidad no reconoce tal patógeno.

La hepatitis D se desarrolla en el cuerpo humano solo en presencia de B. La existencia conjunta de los dos virus agrava tanto el cuadro clínico de la enfermedad como el pronóstico. Pero, lo que es extremadamente importante, la vacunación contra la hepatitis B protege simultáneamente contra D.

Las formas de transmisión de enfermedades siempre están asociadas con el contacto con la sangre. Podemos distinguir los principales:

  • Sexualmente La probabilidad de transmisión es mayor, hubo microtraumas, abrasiones, etc., durante las relaciones íntimas sin protección de barrera. A veces son invisibles para mujeres y hombres. Muy a menudo, la hepatitis se transmite a través de relaciones sexuales ocasionales bajo la influencia del alcohol u otros psicoestimulantes. Los condones protegen contra la enfermedad en este caso. Las personas a menudo se preguntan si pueden contraer hepatitis durante la menstruación durante las relaciones sexuales. De verdad El riesgo de enfermarse es cientos de veces mayor, incluso usando condones.. Pero el virus debe estar presente en concentraciones significativas en la sangre de una persona enferma.
  • Durante el parto natural, así como realizado por cesárea. Los virus de la hepatitis B pueden cruzar la barrera placentaria, por lo que existe el riesgo de que la madre enferma infecte al bebé durante el embarazo.
  • Para intervenciones de sangre artificial: Transfusión de sus componentes, cualquier tipo de inyección con incumplimiento de las normas de esterilidad. También es posible infectarse en salones de belleza, si no sigue las reglas de las herramientas de procesamiento en el caso de su uso repetido o en aplicaciones múltiples inicialmente desechables. Por lo tanto, lo más frecuente es que esto se observe al afeitarse y cortarse el cabello o realizar manicuras / pedicuras, perforaciones, tatuajes, etc.

Esta es una de las hepatitis virales más peligrosas, para la cual no existe un tratamiento realmente efectivo y tampoco existe una vacuna. La hepatitis C con mayor frecuencia conduce al cáncer y a la cirrosis del hígado (cada quinto enfermo). Aunque todo depende de la reactividad individual del cuerpo y la respuesta a la terapia.

Se cree que la hepatitis C es un marcador del VIH. Esto se explica por el hecho de que en el 50% de los casos de enfermedades se combinan estas enfermedades. Esto se debe al hecho de que ambas infecciones tienen la misma ruta de transmisión. La combinación de hepatitis C y otras especies a menudo conduce a un curso grave de la enfermedad, por lo tanto, cuando se detectan estos virus, se lleva a cabo una vacunación adicional obligatoria contra B y A. Métodos de transmisión de esta infección:

  • La hepatitis C, a diferencia de otros virus y el VIH, se puede adquirir incluso con un contacto mínimo con la sangre, mientras que otras enfermedades requieren una cantidad relativamente grande de la misma. Por lo tanto, todos los cirujanos operantes, enfermeras de procedimientos, así como aquellos que a menudo tienen que transfundir componentes sanguíneos, realizan la absorción (en el caso de insuficiencia renal, por ejemplo) son los principales grupos de riesgo. Los usuarios de drogas inyectables también son una fuente de infección: casi el 90% de ellos tiene hepatitis C y VIH.
  • Durante el embarazo y el parto, así como la lactancia materna, la madre puede transmitir el virus al bebé. El número de viriones en la sangre depende tanto del modo de parto (natural o de cesárea) como de la posibilidad de lactancia en una mujer.
  • Al compartir productos de higiene: limas de uñas, tijeras, varias pinzas y similares en el caso de que alguien esté infectado. También incluye todos los salones de belleza y lugares donde se realizan manipulaciones aparentemente inocuas (manicuras, pedicuras, piercings, tatuajes, etc.) con un manejo inadecuado de las herramientas, en los "salones de casa".
  • Además, el virus de la hepatitis B se transmite de manera activa a través del sexo sin protección del condón. En este caso, la enfermedad se puede adquirir más a menudo de una mujer enferma que de un hombre. El sexo durante la menstruación con hepatitis C es especialmente peligroso cuando se analizan altos niveles de virus en la sangre.
  • Con transfusiones de sangre. Hoy en día, hay bastantes casos de registro de la enfermedad en personas mayores de 40 a 50 años. El hecho es que la hepatitis C también se conoce como un "asesino dulce" por el hecho de que durante muchos años el virus puede estar en un estado "dormido" y de ninguna manera se manifiesta.

Что касается людей за 40, некоторые врачи вывели закономерность: большинство из них являлись донорами крови в то время, когда еще уровень стерилизации помещений для забора крови и вспомогательных средств для манипуляции был на низком уровне. Es por esto que muchos estudiantes en ese momento (es decir, que a menudo donaron sangre para obtener un tiempo libre legal y otras ventajas) obtuvieron un virus tan peligroso que se mostró mucho más tarde.

  • Odontología, ginecología, cirugía son precisamente aquellos departamentos u oficinas donde existe una alta probabilidad de estar infectados con un virus. El hecho es que, a veces, el personal subalterno trata la esterilización de elementos para procedimientos de manera descuidada, el propio aparato de tratamiento se puede romper y, como es bien sabido, el virus de la hepatitis C es muy tenaz, lo que conduce a la infección.

Los tipos restantes de hepatitis viral están mucho menos estudiados por varias razones. En primer lugar, debido a la no prevalencia, y en segundo lugar, debido a las formas frecuentes y pasadas de forma independiente. Las principales formas de transmisión son sexuales y parenterales (a través de la sangre). El tratamiento es solo sintomático, no hay vacunación.

Mira el video sobre la hepatitis C:

Este grupo de enfermedades con inflamación del hígado se produce debido al uso de una cantidad excesiva de productos químicos. Estos pueden ser venenos de plantas (hongos pálidos y otros), sustitutos del alcohol (alcohol metílico, etc.), tabletas (paracetamol, ibuprofeno, anticonceptivos hormonales orales, por ejemplo), desechos industriales (tetracloruro de carbono) y varios grupos similares de sustancias.

La hepatitis ocurre después de que el reactivo ingresa al cuerpo a través de los sistemas digestivo y respiratorio, la piel, etc. Estas personas no representan ningún peligro para los demás y no pueden infectar a otros.

Representan una gran amenaza para los demás. Estas hepatitis se producen en el fondo de algunas enfermedades infecciosas existentes. Los agentes causales de la enfermedad subyacente, que entran al hígado, causan inflamación en sus tejidos. Por ejemplo, este puede ser el caso de la sífilis, la rubéola, el citomegalovirus, la leptospirosis y otras dolencias.

El peligro de una persona enferma está en el período agudo cuando puede infectar la patología principal de otra. Pero si la hepatitis se desarrolla o no depende de las propiedades individuales del organismo.

Este grupo de enfermedades también es muy peligroso debido al alto porcentaje de complicaciones, en particular, la cirrosis del hígado. Pero estas personas no representan ninguna amenaza para los demás, ya que la enfermedad es una consecuencia de la respuesta incorrecta de su propio sistema inmunológico. El hecho es que percibe las células hepáticas como agentes extraños y comienza a destruirlas.

La hepatitis viral es socialmente significativa, ya que incluso los portadores asintomáticos pueden provocar la infección de personas sanas. El desarrollo de las especies restantes depende en gran medida del estado de la salud humana (autoinmune) y de su estilo de vida (tóxico). No son una amenaza para los demás.

Cabe señalar que los virus de la hepatitis son muy insidiosos. Existe algo como un período de latencia o "período de ventana". En este momento, los virus ya han ingresado al cuerpo humano y comenzaron a multiplicarse, pero la enfermedad no se manifiesta clínicamente ni siquiera en el laboratorio (según los análisis, incluso los específicos). Muy a menudo es durante este período que el portador infecta a otras personas, ya que ni siquiera asume que está enfermo.

También es importante cuál es la concentración de virus en el cuerpo en los humanos. El número de ellos puede ser determinado por estudios especiales. Por lo tanto, si el nivel está "fuera de escala", la probabilidad de infección es alta y si solo circulan cantidades únicas en la sangre, el riesgo es mucho menor.

Además, a menudo solo ciertos elementos de los virus se determinan en la sangre, algunos infectólogos consideran que esta forma es un estado de portador crónico, mientras que otros no aíslan a estas personas.

Por lo tanto, para determinar de manera confiable todos los riesgos y recomendar formas de proteger a otros de una infección solo puede ser un médico después de un examen especial.

Por lo tanto, cualquier persona debe ser tratada como potencialmente infectada. Quizás todavía no lo sepa.

La vía sexual es la principal para la transmisión natural de la hepatitis (no incluye varias manipulaciones con la sangre). Siempre hay un riesgo de infección si no usa condones. Se cree que pueden proteger contra estas infecciones.

Pero hay muchos matices. Por ejemplo, si una mujer tiene su período y la hepatitis C está en su etapa activa (una gran cantidad de virus en la sangre según el análisis de PCR), entonces la probabilidad de que un hombre se enferme es alta, si las relaciones íntimas están "en estos días". Esto se debe al hecho de que el flujo menstrual contiene casi tantos microorganismos patógenos como en el plasma.

También hay un mayor riesgo de infección durante las relaciones sexuales en las siguientes situaciones:

  • Durante las relaciones sexuales ocasionales. Esto se debe al hecho de que en la mayoría de los casos las parejas descuidan los recursos.
  • Sexo en el fondo de sustancias psicoactivas (bajo la influencia del alcohol, mezclas para fumar, etc.). Esto se explica por el hecho de que en estas situaciones, la probabilidad de microtraumas es mayor debido a los contactos violentos.
  • Con tipos no tradicionales de relaciones íntimas, en las que puede ocurrir una lesión, incluso si es insignificante.
  • Si uno de los compañeros tiene elementos inflamatorios en el área genital o en la cara. Por ejemplo, herpes o grietas en los labios, etc.

El riesgo de contraer el virus de la hepatitis B es mínimo en las parejas (si son fieles) cuando se usan condones y se siguen las medidas básicas de seguridad.

El hígado es responsable del metabolismo de las hormonas sexuales, así como de la síntesis de varias proteínas y sustancias biológicamente activas, por ejemplo, factores de coagulación de la sangre. Por lo tanto, los cambios graves (cirrosis, necrosis, etc.) en este órgano pueden provocar trastornos menstruales. Como regla general, esto no es una hepatitis "fresca".

Además de la violación de la ciclicidad, pueden ocurrir largos períodos con la hepatitis C y otros tipos de la misma. Esto se debe a una violación del sistema de coagulación de la sangre, cuyos factores se forman en el hígado.

Además, el estrés, las experiencias psico-emocionales de una mujer, cuando aprende sobre la presencia de hepatitis en sí misma, puede conducir de manera independiente a trastornos menstruales y fracasos, tanto a hemorragias como a retrasos. Por lo tanto, cada situación debe ser considerada por separado. Solo un especialista después del examen puede determinar la verdadera razón de los cambios.

El control sobre el tratamiento de la hepatitis no viral pasa durante el tratamiento principal. El médico decide la necesidad de observación adicional teniendo en cuenta toda la situación clínica. A menudo, no se requiere un registro adicional, y especialmente de por vida, de tales pacientes.

En cuanto a la hepatitis viral (a excepción de la A y la E), en la mayoría de los casos es necesario someterse regularmente a exámenes que reflejen el curso del proceso patológico y el estado de los órganos internos.

Muchas mujeres especifican si es posible donar sangre para la hepatitis durante la menstruación. No hay diferencia fundamental. La menstruación no afectará significativamente la determinación cualitativa y cuantitativa de virus, así como varios indicadores bioquímicos y otros estudios necesarios.

En el caso de la detección inicial de hepatitis, se debe realizar un examen extenso por recomendación de un especialista en enfermedades infecciosas. Incluyendo, si es necesario, con la determinación del genotipo del virus para la construcción adecuada de tratamiento adicional.

Las formas crónicas de hepatitis, incluyendo las virales, requieren un monitoreo constante. Investigación básica que se debe tomar:

  • hemograma completo
  • coagulograma (indicadores de coagulación),
  • análisis bioquímico de sangre con la determinación obligatoria de enzimas hepáticas (ALT, AST, transaminasas),
  • ultrasonido de hígado,
  • Determinación cualitativa (método de PCR) y cuantitativa de copias virales en la sangre.

La frecuencia del parto está determinada por el médico tratante o el especialista en enfermedades infecciosas según la situación clínica. Además, si es necesario, la lista se puede ampliar.

Recomendamos leer un artículo sobre la menstruación para el VIH. De ella aprenderá sobre las peculiaridades de la menstruación en presencia de un virus en el cuerpo, el efecto de la enfermedad en el sistema reproductor femenino, así como el efecto de los medicamentos contra el VIH en el ciclo menstrual.

La principal vía de transmisión de la hepatitis viral es parenteral, así como sexual. Por lo tanto, no debe ponerse en contacto con la sangre de extraños, y también es mejor evitar las conexiones íntimas casuales o usar condones sin falta.

Recomendaciones básicas para la prevención de infecciones:

  • Higiene personal - prevención de la hepatitis A y E.
  • Si es posible, realice manipulaciones cosméticas con instrumentos personales o desechables. En caso de manipulaciones repetidas, es necesario asegurarse de que el tratamiento sea correcto: los virus de la hepatitis no mueren a causa de los efectos del alcohol, solo la esterilización es efectiva. Es mejor abandonar el corte de manicura y pedicura, donde existe una violación de la integridad de la piel. Es importante En la sangre congelada, el virus de la hepatitis C está activo durante otras 72 horas y puede infectar a otra persona.
  • No utilice productos de cuidado personal de extraños (cepillos, pinzas, limas de uñas, etc.).
  • Es imposible infectarse a través de la piel y las membranas mucosas durante los apretones de manos, usando los mismos utensilios y en otros momentos del hogar (característicos de la hepatitis A, B).
  • La adicción a las drogas es el camino a la hepatitis C y al VIH.
  • En los grupos de riesgo deben vacunarse contra el virus B y C.

La hepatitis es una enfermedad hepática grave de carácter inflamatorio. Después de todo, este cuerpo es la "planta" para la eliminación y el procesamiento de todas las sustancias que ingresan al cuerpo. Además, el hígado es el lugar principal del metabolismo para la mayoría de las hormonas, enzimas, etc. La hepatitis viral es la más peligrosa en su predicción para la vida humana. Por lo tanto, es importante evitar una posible infección y detectar la enfermedad a tiempo.

Mensaje 34229826.
Autor: Estado del autor: usuario anónimo Tiempo 16:13 Fecha: 11 de enero de 2008

Mensaje 34230194. Respuesta a

Mensaje 34229826
Autor: Estado Familiar:

Pin
Send
Share
Send
Send